Cine y Televisión

007: Licencia para influir

licencia para matar

Uno de los personajes más icónicos de la filmografía mundial, sigue evolucionando. El agente secreto más famoso y con licencia para matar ha sobrepasado el límite de los libros y la gran pantalla, llegando a tener influencia cultural en nuestras vidas y pocas personas en el mundo son las que no conocen algún aspecto de James Bond. No podría ser de otra manera con una saga, que ha vendido más de 100 millones de libros o ser de las tres que más han recaudado en taquillas de cine. Nosotros como consumidores de iconos que somos hemos recibido su influencia y hay aspectos en los que nos gustaría vernos reflejados o simplemente utilizamos algo propio de él.

Fuente: Aston Martin db5 by Michel Curi via Flickr –  (CC -BY 2.0)

 

 

Superagente en nuestra vida

A buen seguro, si hemos salido con amigos a alguna coctelería, alguno habrá sugerido alguna vez pedirse un Vesper, esa mezcla de Martini seco con vodka, agitado, pero no removido, que 007 solía tomar. Quizás no todos hubiéramos acudido a ese bar en un Aston Martin, pero esta firma de coches nunca hubiera imaginado mejor embajador para sus vehículos de lujo. Y es precisamente el lujo y el dinero uno de los hechos que quizás nos atrae más, unido al riesgo de su vida siempre unida a la acción. Ir siempre vestido elegantemente con trajes negros de Brioni o Tom Ford, es algo que a muchos nos gustaría, o mirar la hora en un flamante Omega Seamaster, que nos diera ese halo de misterio que también envuelve al personaje.

Una de las actividades preferidas de 007 es el juego, especialmente el bacará y la ruleta. Inolvidables resultan algunas partidas que enfrentan a nuestro héroe con el malo de la película, donde grandes sumas de dinero sobre la mesa más los mordientes diálogos aumentan la tensión y el interés de la partida. Así pues si conocemos reglas básicas de la ruleta, no debe extrañarnos que incluso exista un método James Bond para este juego. El poder del merchandasing que el personaje de Ian Fleming genera, llega incluso al mundo digital, sobre todo con videojuegos dedicados, tanto a algunas de las películas como a sagas específicas y con historia propia creadas específicamente. Fue tal el interés por estos productos, que incluso empresas del sector rompieron acuerdos millonarios entre ellas, en derechos legales, por querer ser fieles a las películas unas o crear contenidos específicos para los juegos otras.

Fuente: ru-38by Johan Oomen via Flickr –  (CC -BY SA 2.0)

Al servicio de su majestad, las ciencias

Y más allá de productos tangibles, el fenómeno James Bond ha llegado incluso a las universidades. Estudios acerca del reflejo socioeconómico de la saga, nos envían mensajes acerca del capitalismo y consumismo exacerbado que se refleja casi siempre en los personajes malvados y la propia iconoclastia de Bond. O también datos acerca de la evolución de la mujer en base a cómo van progresando los personajes femeninos de las tramas, siempre aderezados con un cierto componente machista. No podemos olvidar que, en sus inicios, las tramas 007 se publicitaban en la revista Playboy. Cómo hecho social, solo debemos fijarnos en el revuelo que siempre genera la aparición de un posible nuevo actor para la saga. Así pues, nos encontramos ante uno de los grandes iconos de la cultura pop e influencer actual, que sin llegar al fanatismo que otras sagas producen en el espectador, siempre estará en los primeros lugares.

 

 

¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

5.00 - 1 voto
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.
¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

Joaquín Vallehermoso

Deja un comentario

Únete a la comunidad de NoCreasNada

¿Te gustaría comenzar a escribir y además poder ganar dinero mientras tanto?
Escribe en NoCreasNada y te pagaremos por las visitas que recibas.

Más Información