Sociedad

10 Leyendas Urbanas De Colombia Que Te Darán Escalofríos

Animales de amor y muerte, difuntos interactuando con los vivos, demonios bailando con chicas, situaciones extremas que ponen a prueba tu cordura… Las leyendas urbanas colombianas están pobladas por la riqueza de su folclore y la imaginación colectiva. Historias que te aterrorizarán, pero que, inevitablemente, te atraerán.

10. El bichito del amor 

La «machaca» es un insecto feo,  grande y alado, que tiene un aguijón venenoso. Su picadura es fatal; después de un dolor violento que quita el aliento, la persona siente un intenso estupor y unas incontrolables ganas de dormir. Según la leyenda, el único tratamiento para prevenir la muerte es hacer el amor dentro de las 24 horas siguientes a la picadura. Aquellos que son escépticos y no siguen el tratamiento mueren rodando por el suelo en terrible agonía. Pero quienes son lo suficientemente prudentes para seguirlo, viven para contarlo.

9. ¡Sorpresa!

Esta leyenda varía según el artista de moda del momento. Pero, por lo general, Ricky Martin es el protagonista. Se dice que una pareja quería sorprender a su hija en su decimoquinto cumpleaños. Sabiendo que ella era admiradora de Ricky Martin, lo contactaron y convencieron para que asistiera a la fiesta de quince años como el regalo principal.

Llegó el ansiado día y Ricky Martin se escondió en el armario de la quinceañera esperando para sorprenderla. La chica regresó de la escuela y entró a su habitación acompañada de su mascota, un caniche. Ricky Martin entreabrió la puerta del armario, esperando que llegara el momento adecuado para salir y darle a la chica la sorpresa de su vida, pero no se atrevió a hacerlo porque vio que la quinceañera había hecho que el perrito le practicara sexo oral. Incómodo, sin saber qué hacer, esperó a que ella terminara. Sin embargo, al ver que la sorpresa tardaba demasiado, los padres de la chica entraron a la habitación y la descubrieron en el acto. En ese momento, salió Ricky Martin diciendo «sorpresa», para cerrar con broche de oro esa situación embarazosa.

8. La rata en el inodoro 

Un viernes por la noche, una chica y sus amigas decidieron ir a una discoteca a bailar. Al cabo de un rato, la chica tuvo que ir al baño. Se sentó en el inodoro y, de repente, sintió un gran dolor: ¡algo la había mordido! Aterrorizada, miró hacia abajo y vio una rata enorme que había salido de las tuberías y se aferraba a sus partes privadas. Abrumada por el pánico, salió corriendo del baño con la rata colgando, todavía aferrada a ella.

Los gritos silenciaron la música. El estupor reinaba en la pista de baile; todos estaban aterrorizados viendo la escena grotesca sin saber qué hacer para ayudar a la chica. Desesperada, gritaba y corría de un lado a otro; la rata no liberaba a su presa. Pocos minutos después, la chica cayó al suelo, desangrándose hasta morir.

7. Gracias por el riñón

Un hombre estaba en una fiesta. Después de unos tragos, logró llevar a un hotel a la mujer con la que estaba coqueteando. En el hotel siguieron bebiendo un poco más y, al cabo de un rato, el hombre perdió el conocimiento; la mujer lo había drogado. A la mañana siguiente, el hombre se despertó completamente desnudo en una bañera llena de cubitos de hielo. Miró a su alrededor y estaba solo, pero en el espejo del baño estaba escrito este mensaje con lápiz labial rojo: «Gracias por el  riñón».

Asustado, revisó su cuerpo y descubrió, con horror, que tenía una gran herida al costado de su abdomen. 

6. La pesadilla de una madre

Una mujer tenía tres hijos pequeños. Su esposo trabajaba, por lo que estaba sola en casa cuidando a los niños. Mientras bañaba al menor, un bebé, el mayor jugaba en la cocina. De repente, lo escuchó gritar y corrió a ver qué pasaba: se había caído de una silla y estaba inconsciente con una herida en la cabeza. Aterrorizada, lo levantó y fue al baño en busca de su otro hijo; con horror, descubrió que en el breve intervalo en que lo había dejado solo, se había ahogado en la bañera.

Desesperada, con sus dos hijos en brazos, corrió al garaje, metió a sus hijos en el auto y se apresuró a llevarlos al hospital. Tan pronto como puso en marcha el auto escuchó un horrible sonido. Bajó del vehículo y vio que había atropellado a su tercer hijo, que estaba jugando a las escondidas debajo del automóvil.

5. Lluvia sangrienta

Una pareja viajaba en auto por una carretera solitaria. De repente, el auto se detuvo debido a una falla del motor. El hombre salió del vehículo para ver qué había pasado y se dio cuenta de que no podía hacer nada para resolver el problema, por lo que decidió buscar ayuda. Sugirió a su novia que lo esperara y no se bajara del auto. Pasaron dos horas y el hombre no regresaba. Preocupada, la mujer no sabía qué hacer, si ir a buscarlo o seguir esperando. Justo cuando decidió ir a buscarlo, comenzó a escuchar unos golpes en el techo del automóvil. Pensó que había empezado a llover, pero vio que lo que estaba cayendo no era lluvia, sino pedazos de algo, como carne. Se bajó del auto y descubrió que lo que habían tirado sobre el vehículo eran pedazos de su novio: ¡alguien lo había descuartizado! La mujer se volvió loca.

4. La chaqueta

La leyenda dice que una noche un hombre conducía cerca de un cementerio. De repente, vio a una joven caminando sola en la carretera. Detuvo el auto y se ofreció a llevarla a su casa. La chica aceptó y se subió al auto, indicándole dónde vivía. Como hacía frío, el hombre le ofreció su chaqueta negra de cuero. No hablaron mucho durante el viaje, pero la chica parecía muy agradable y le gustó de inmediato. Cuando llegaron, la acompañó hasta la puerta. Agradecida, la chica trató de devolverle la chaqueta, pero él le dijo que la guardara hasta el día siguiente (de esta manera tenía una excusa para volver a verla)

Al otro día, el hombre regresó a la casa de la joven. Llamó a la puerta y una señora le abrió. Cuando preguntó por la chica, una sombra de tristeza cruzó el rostro de la mujer. Le contó que su hija había muerto hacía años. El hombre, sorprendido, dijo que era imposible, que la había traído a casa la noche anterior y que, además, le había prestado su chaqueta. La señora dijo que no podía ser; su hija estaba muerta y, para demostrarlo, podía llevarlo a su tumba. La mujer lo llevó al mismo cementerio donde había recogido a la joven la noche anterior. Cuando llegaron a la tumba, ambos se sorprendieron cuando encontraron en la parte superior de la cruz que adornaba la lápida, una chaqueta de cuero negra, la chaqueta del hombre.

3. Pasajera retrasada

Se dice que en una noche lluviosa, cerca de un cementerio, un taxista recogió a una monja anciana que iba tarde a un velorio. Cuando llegaron a destino, la monja le pidió al taxista que la esperara mientras iba por el dinero para pagarle. Pasó casi una hora y la monja no regresó. El taxista decidió entrar a la sala de velación y buscarla para que le pagara. No la vio entre los presentes. La curiosidad le hizo mirar dentro del ataúd, para descubrir que la difunta era la misma monja que había subido a su taxi hacía una hora.

2. Bailando con el diablo

La noche del Viernes Santo se organizó una fiesta en la discoteca más famosa de la ciudad, «Mangos». En un momento de la noche, un joven entró a la discoteca, atrayendo la atención de todas las chicas que estaban en el lugar. Era alto, bien parecido, con unos ojos un poco extraños, pero encantadores. Este apuesto joven se acercó a una chica para bailar, y ella, encantada por su apariencia, aceptó sin dudarlo. Mientras bailaban, él le advirtió que no le mirara los pies porque se sentiría un poco intimidado y no podría mantener el ritmo; ella prometió no hacerlo. Pero después de un rato, la chica miró hacia abajo y, en lugar de pies, vio dos horribles pezuñas. Se quedó sin aliento y, de inmediato, se desmayó. Todos corrieron a ayudarla y el joven con el que bailaba desapareció del lugar.

La chica cayó en un coma profundo y sus padres ordenaron revisar las cámaras de seguridad de la discoteca para identificar al hombre al que culpaban por su condición. Imaginen su sorpresa cuando descubrieron en el video que la joven bailaba sola, no había ningún hombre. Además, para terminar esta escalofriante historia, encontraron escrito en el espejo del baño: «Viernes Santo, la muerte de Cristo, Viernes Santo, revivo y disemino  sangre y miedo entre los humanos».
La discoteca estuvo impregnada durante varios días con un olor a azufre y la chica murió poco después, con marcas de quemaduras en la espalda.

1. Visitante nocturno

Una recién casada había perdido un embarazo recientemente. Como su marido trabajaba toda la noche, solía dormir sola. Una noche, sintió que algo se deslizaba bajo las sábanas, se metía debajo de su pijama y subía lentamente por su cuerpo. Luego, sintió un ligero mordisco en uno de sus pechos y se dio cuenta de que esa cosa estaba chupando su leche. Asustada, miró su escote y encontró una enorme serpiente. Permaneció inmóvil y, después de un rato, el animal se fue, deslizándose fuera de la cama.

La noche siguiente la visita se repitió como la noche anterior. Decidió no contárselo a su marido y todas las noches, sin excepción, la escena se repetía. Después de un tiempo, el marido estaba preocupado por las extrañas marcas en los pechos de su esposa, pero cuando le preguntaba por ellas, su mujer no le daba una respuesta clara y actuaba de manera sospechosa. Intrigado, decidió no ir a trabajar y esconderse para espiar a su esposa. Fue una tremenda conmoción cuando vio a una enorme serpiente salir del inodoro y meterse en la cama. Pero cuando vio que su esposa no estaba asustada, sino feliz de amamantar a la serpiente, su miedo se convirtió en disgusto. Muy enojado, cogió su machete, entró en la habitación y le gritó a su esposa qué era lo que estaba haciendo. Ella, nerviosa, no supo qué contestar. La serpiente se deslizó fuera de la cama para escapar, pero el hombre la mató con el machete. La mujer gritaba loca de dolor y rabia. El hombre la abandonó.

¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

4.38 - 8 votos
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.
¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

Andrea C

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Únete a la comunidad de NoCreasNada

¿Te gustaría compartir tus inquietudes y ganar seguidores por todo el mundo?

¿Eres una persona inquieta y quieres descubrir a más gente como tú? 

Únete a NoCreasNada.

Además, te pagaremos por las visitas que recibas.

Más Información