Salud

11 Fallos Que Cometemos Al Preparar El Táper (O Tupper)

Si se hace bien es la opción más cómoda, económica y saludable para comer fuera de casa. Pero hay que hacerlo bien, si no puede ser perjudicial.

¿Por qué el táper se llama táper?

Táper es la adaptación del anglicismo tupper, que hace referencia a los recipientes de plástico popularizados por la empresa Tupperware.

En la actualidad hay miles de marcas que los fabrican, pero la palabra táper se ha impuesto como estándar para a este tipo de envases. El táper o tupper debe su nombre al estadounidense Earl Silas Tupper (1907-1983), un químico especialista en plásticos. Él fue quien a finales de los años 30, descubrió un método para purificar los desechos del proceso de refino de petróleo y convertirlos en un material duradero, flexible y sin ninguna propiedad tóxica.

El «Bol Maravilla», como lo patentó en 1946, había llegado para quedarse. ¿Por qué no usarlo para fabricar los primeros recipientes plásticos para conservar alimentos?

Preparar la comida en casa y llevártela en un tupper al trabajo se ha convertido en una tendencia a la que cada año se suma más gente. Las alternativas: comer en un restaurante o hacer un pedido online, son más caras y, casi siempre, menos saludables.

Las ventajas del tupper

Según los datos recogidos por la Federación de Usuarios-Consumidores Independientes (FUCI) en su informe sobre hábitos alimentarios en el trabajo, el gasto medio de los trabajadores que deben comer fuera de casa es de 217 euros al mes. Si tenemos en cuenta que el salario medio mensual en España es de 1.636 euros según el V Monitor Anual d’Adecco sobre salarios, los españoles destinan algo más del 13% de su sueldo a comer fuera durante la jornada laboral. Con estas cifras, es normal que cada vez más trabajadores elijan llevarse el tupper.

Más dinero y más salud

Esta opción permite un ahorro considerable a fin de mes y, además, ayuda a evitar fritos o rebozados y controlar al máximo la dieta.
«El tupper es sólo el recipiente, pero los platos pueden ser igual de buenos que si comiéramos en casa y los preparamos en ese preciso instante. Un error común es asociarlo a comidas cargados de hidratos », explica Bárbara Sánchez, dietista-nutricionista en barbaranutricion.com.
Así lo corrobora Juana M. González, dietista-nutricionista de la clínica Alimmenta: «simplemente hay que planificar la semana y las recetas para que el menú sea variado y saludable, y al mismo tiempo seguro».

Cómo evitar los errores más comunes

Nada de abusar de las latas de atún, llenar el táper únicamente de macarrones o usarlo para guardar el bocadillo diario. Podemos comer guisos de carne o pescado, cremas de verduras, legumbres en guisos o ensaladas de patata, cuscús o ensaladas de verduras con pollo o quesos. Es frecuente que en el táper falte algún grupo de alimentos. Por ejemplo, en una ensalada de atún y huevo, faltarían los carbohidratos; en un plato de pasta con carne, faltaría la verdura; en una ensalada de verduras del huerto con arroz, faltaría algún alimento proteico…

La clave es, como describe Sánchez, intentar que sea una comida completa, tal como recomiendan las guías de Harvard. Es decir, la mitad del plato debe ser a base de frutas o verduras, un cuarto de proteínas (carne, pescado, huevo, legumbres) y otro cuarto de hidratos (arroz, pasta -mejor integrales- o patata). A partir de aquí, las combinaciones son infinitas.

La mejor opción es utilizar el contenido en un plato y si no hay la opción, escoger un recipiente de vidrio.

Las nutricionisteses comentan, además, otros errores que suele cometer la gente a la hora de preparar los tápers y una lista de consejos para solucionarlo:

1) No medir la cantidad

Tendemos a llenar el ojo antes de que el estómago. El recipiente debe tener el tamaño adecuado a la ración para evitar volúmenes excesivos o demasiado justos.

2) No planificar por adelantado el menú semanal y caer en la monotonía

No se trata de lanzarse a lo loco a cocinar, sino que cada persona ha de organizar y gestionar su menú semanal en función de su tiempo.

3) El abuso de las sobras

Si bien es cierto que comer de tápper permite aprovechar lo que ha sobrado de una comida anterior, hacerlo siempre va en contra de una dieta variada y equilibrada. Esto no quiere decir que no se pueda cocinar para más de una vez y utilizar lo que se ha preparado en más de un plato. Por ejemplo, un pisto de verduras y tomate, sirve para acompañar el pollo a la plancha un día y para consumirla con arroz dos días más tarde; los garbanzos cocidos, para hacer un hummus con zanahorias y para una ensalada de garbanzos; las verduras al vapor, para consumir con aceite y especias, y para mezclar en una ensalada.

4) Pensar sólo en alimentos fríos

Hay muchos guisos, carnes, pescados con salsa … que quedan muy bien en el tupper. Pensar sólo en alimentos fríos es uno de los problemas más comunes que solemos cometer amb el tupper.

5) Ensalada sólo con vegetales

Una ensalada es mucho más que lechuga. Huevo, pollo, quinoa, pasta … constituyen el complemento proteico y de hidratos que hacen de este plato un alimento completo.

6) Manipular ciertos alimentos o aliñar las ensaladas antes de salir de casa

Siempre hay que poner la comida cuando se ha de comer el plato, para evitar que las hojas de lechuga o de escarola se marchiten.

Tampoco se deben cortar en casa alimentos que se oxidan, como la manzana o los aguacates.

7) Olvidarse de las legumbres

Tanto en guisos como en ensalada, son el plato perfecto y nutricionalmente más completo para llevar al trabajo. También es recomendable incorporar al menú productos de temporada y apostar siempre por ingredientes sin grasas saturadas.

8) Descongelar mal la comida

Si la comida en táper se ha congelado, es mejor sacarlo el día anterior y permitir que se descongele lentamente y a temperatura de refrigeración. Descongelándose el mismo día puede ser que una parte del alimento haya quedado sin descongelar y, además, a temperatura ambiente hay más riesgos higiénico-sanitarios, para que los microorganismos puedan crecer rápidamente y aumentar el riesgo de intoxicaciones.

9 ) No tener en cuenta la temperaturas

Se recomienda utilizar bolsas isotérmicas o placas de hielo para mantener la temperatura de la comida durante el traslado. La recomendación es cocinar bien los alimentos perecederos -hay más riesgo de contaminación si el alimento está crudo o mal cocinado-, no dejar los recipientes al sol y, siempre que se pueda, refrigerar y conservar la comida en la nevera hasta el momento del consumo.

Tampoco se deben mezclar alimentos calientes con otros de refrigerados, como puede ser un láctico.

10) Pasar por alto la limpieza

Per evitar las contaminaciones, las manos deben estar siempre limpias, así como los paños de cocina, las superficies de preparación y los recipientes. Se ha de evitar que los alimentos, una vez cocinados a cierta temperatura, entren en contacto con alimentos crudos o verduras sin lavar o utensilios de cocina sucios.

11) Elegir mal el táper

No nos sirve cualquier caja de plástico. El táper tiene un espesor y una composición que lo hacen resistente al calor y que garantizan que no libera partículas tóxicas. Los símbolos que tienen los recipientes en la base indican si son aptos para microondas, lavavajillas o congelador.

Aquellos que son seguros y no hay transferencia del plástico llevan el símbolo de una horquilla, pero igualmente lo mejor es utilizar el contenido en un plato y, si no hay esta opción, elegir un recipiente de vidrio.

Se deben utilizar tápers herméticos para transportar líquidos, tales como sopas o cremas -los que se cierran con rosca son muy útiles. Para la carne o el pescado, son mejor los tápers planos, cuadrados o rectangulares, ya que son más fáciles de almacenar.

¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

5.00 - 3 votos
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.
¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

Monfarma

Deja un comentario

Únete a la comunidad de NoCreasNada

¿Te gustaría compartir tus inquietudes y ganar seguidores por todo el mundo?

¿Eres una persona inquieta y quieres descubrir a más gente como tú? 

Únete a NoCreasNada.

Además, te pagaremos por las visitas que recibas.

Más Información