Recetas

A Contracorriente  (Hoy Una Boloñesa Sin Tomate)

A Contracorriente  (Hoy Una Boloñesa Sin Tomate) - Recetas

A CONTRACORRIENTE  (hoy una boloñesa sin tomate)

 

Justo estoy escribiendo estas líneas el día después de que el señor presidente del gobierno Pedro Sánchez haya convocado elecciones, otra cosa es cuando las vaya a publicar, pero vamos, digo esto para poner en antecedentes de que justo en este momento me apetece escribir un poco de cualquier otra cosa, y justo en ese momento he decidido que cuando hay más novedades con el juicio del siglo (o es que esto es distinto a los partidos del siglo que tenemos dos o tres veces al año), las elecciones, la epidemia de gripe (ah no, que esto aunque los datos sí marcan que es una epidemia no interesa a la prensa, igual que esta vez no interesan los más o menos 800 muertos por ébola en África, enfermedad para la que por cierto ahora se suponía que sí hay vacunas)…

 

Bueno, que ahora que hay un montón de cosas de actualidad que exprimir para hacer opiniones de corte crítico que tanto me gustan, he decido que estoy cansada y me apetece escribir de cualquier otra cosa, y no estoy cansada porque me haya visto cargada de negatividad por los medios y ni mi momento personal, simplemente he decido que de momento me apetece hacer una huelga de medios de comunicación porque me parece una puñetera vergüenza la forma de dar las noticias y de tratar los temas, y no quiero entrar en cómo se trató el tema del pobre niño que cayó a un pozo, porque entonces empiezo a vomitar bilis y me salgo de lo que quiero escribir.

 

Por estas razones ahora que todo el mundo está tan pendiente de la actualidad yo voy a escribir una opinión poniendo una receta de lo más sencilla para tener una alternativa a la pasta con tomate con que no me gusta, o con nata, a la que mi marido le ha declarado la guerra porque engorda mucho, pero antes un par de truquitos precisamente para estas dos salsas desterradas de mi casa temporalmente.

 

  • Para la salsa boloñesa le viene de maravilla ponerle un poco de tónica al tomate cuando se está haciendo el sofrito (truco de mi marido que no he probado, pero que a él le gusta mucho).

 

  • Para tener una alternativa a la nata en la salsa carbonara se puede usar leche con un poco de maizena y el sabor queda exactamente igual (truco de mi marido que a mí no me gusta un carajo, porque sí es cierto que el sabor es el mismo, pero tarda mucho más en cocinarse además de que hay que tener una maña que mi marido no tiene al cocinarla para que no se quede con una textura demasiado líquida).

 

Y ahora a la receta más sencilla del mundo como alternativa para la pasta.

 

Ingredientes:

 

  • Pasta
  • Carne picada
  • Queso
  • Cebolla
  • Vino blanco
  • Jamón york
  • Y sazonador al gusto. A cada uno le gusta la pasta como le gusta, a mi marido y a mí nos gusta poner la pasta con una pastilla caldo de pollo y para el sofrito ponemos a la cebolla un sazonador de ensalada de la marca carmencita y un poco de pimiento cuando ponemos las carne.
  • Y perejil.

 

Y la forma de prepararla es lo más sencillo del mundo, tanto que si quiero resumirla en una frase es; igual que la boloñesa pero cambiando el tomate por vino blanco. Pero no soy tan vaga y no voy a resumir tanto.

 

Se hace un sofrito, poniendo primero la cebolla que necesita más tiempo y nosotros le ponemos el sazonador de ensalada que he comentado, y después añadimos la carne a la que ponemos un poco de pimienta solamente porque no somos muy de sal y con el sazonador nos es suficiente, y por último ponemos el vino blanco a fuego lento para que no se consuma del todo antes de que la pasta esté hervida, también le hemos puesto durante algún tiempo una cosa que se llamaba vino de aguja, que es una especie de espumoso que no habíamos probado nunca, y como nos regalaron una botella no le encontramos un mejor uso, y para cocinar queda incluso mejor que el blanco.

 

Por otro lado hervimos la pasta con la pastilla de caldo y un poco de aceite de oliva en el agua, que no sé para qué sirve pero mi marido lo hace porque se lo veía hacer a su madre.

 

Truco para hervir la pasta que le escuché a Karlos Arguiñano, poner la pasta con mucha agua sin miedo.

 

Una vez listas las dos cosas y escurrida la pasta, lo mezclamos todo y subimos el fuego para que se termine de consumir el vino estando ya con la pasta, y con el fuego apagado pero sin retirarlo para que siga caliente añadimos el jamón y el queso rallado… Aquí recomiendo poner un queso que nos guste de verdad aunque haya que tomarse la molestia de rallarlo uno mismo.

 

Y por último, una vez puesto el plato se le pone un poco de perejil encima para que haga bonito.

 

Y marchando, a quien no le guste ni la nata ni el tomate aquí tiene una buena alternativa que además no se tarda nada en hacer, mientras tú te das una ducha tu pareja tiene tiempo de sobra para terminártelos y poder ir una a mesa puesta.

¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

5.00 - 7 votos
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.
¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

Paty28

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Únete a la comunidad de NoCreasNada

¿Te gustaría compartir tus inquietudes y ganar seguidores por todo el mundo?

¿Eres una persona inquieta y quieres descubrir a más gente como tú? 

Únete a NoCreasNada.

Además, te pagaremos por las visitas que recibas.

Más Información