Sociedad

ADMINISTRAR EL TIEMPO PARA VIVIR MEJOR

Patrocinado


ADMINISTRAR EL TIEMPO PARA VIVIR MEJOR - Sociedad

ADMINISTRAR EL TIEMPO PARA VIVIR MEJOR

Suena un poco ambicioso que a través de la administración podamos sacarle más provecho a nuestro tiempo, en realidad el tiempo no existe, lo que realmente podemos ambicionar es sacarle provecho a nuestra vida, nuestras actividades y acciones que llevamos a cabo a lo largo de nuestro tiempo (que en realidad el ser humano inventó).

A lo largo de nuestras vidas y regidos por los sistemas económicos que llevamos en diferentes países nos regimos por horarios de entrada, horarios de salida laboral, horarios para ser productivos, para ingerir alimentos, recibir educación, para todo tenemos tiempos estrictamente regidos por el sistema.

En realidad no hay un tiempo específico que nos exija estar con la familia, ejercer un rendimiento espiritual, actividades recreativas, deportes, desgraciadamente estos tiempos nosotros mismos los ponemos y la mayoría de las veces sacrificamos nuestro descanso laboral para ejercerlas, en algunos casos ni tiempo tenemos para dedicarle a nuestras familias, a poner la atención necesaria en las necesidades que requiere el hogar, en su mayoría son actividades que lejos de agradarnos y fortalecer los lazos familiares, religiosos, deportivos o culturales, dedicamos el descanso a hacer pagos de servicios, actividades en el hogar como arreglos, mantenimiento, problemas del coche etc.

Estamos perdiendo la esencia de la calidez humana, nos estamos olvidando del por qué estamos aquí y cuál es nuestra misión en esta vida (ser feliz) dedicar tiempo, espacio a lo que realmente nos llena como seres humanos y nos da la fuerza, el empuje, espíritu, energía para seguir adelante una motivación para un todo, nos olvidamos de la familia, nos concentramos en hacer todas las actividades mencionadas o simplemente dormir todo el día porque es nuestro descanso, el trabajo nos consume la mayoría de nuestro tiempo (virtual), nos agota nuestras energías y lo que no hemos concientizado es que el llamado tiempo nada ni nadie nos lo recupera porque nosotros nunca dejamos de envejecer ni nuestras células de oxidarse, desgastarse dando paso al envejecimiento.

Muchos de nosotros no hemos tomado en cuenta este proceso porque estamos envueltos en los sistemas laborales que nos gobiernan.

Algunos tips que hacen parte de una buena administración del tiempo en cuestión de actividades son los siguientes:

No “abarcar o rendir demasiado” abrumando el día con un horario irreal que sería difícil de lograr.

Haz una lista de ideas y tareas, eligiendo nombres para las tareas y no acciones para ellas, y asígnale un tiempo a cada trabajo.

Mantén un registro de tu tiempo productivo con un reloj.

Establecer un horario realista según vas aprendiendo el tiempo real que requiere cada una de tus tareas. El hecho de saber que una determinada tarea no te llevará más de media hora, te motivará para terminarla.

Establece tus propias reglas para medir tu logro por intervalos de tiempo.

 

Estos solo son algunos de miles que hay pero pienso que lo mejor es planear nuestra vida cambiando de trabajo o actividad si es que nos consume la mayor parte del tiempo y aparte nos estresa y nos consume nuestra energía.

 

Debemos de establecer como prioridad nuestra persona y nuestros seres queridos que nos rodean, comprender que son ellos y la sana convivencia familiar lo que es nuestro empuje para seguir adelante.

Quizás sea tiempo de establecer que deporte nos gusta, que actividades nos gusta hacer con nuestra familia y de qué manera aprovecharlos al máximo para por medio de los logros familiares nutrirnos.

Entender que la vida no solo es trabajo y actividades laborales, la vida es bella sabiéndola aprovechar al máximo, encontrarle sentido a nosotros mismos en el universo y reflexionar sobre el tiempo que significado o dirección le queremos dar para que nuestra vida sea más feliz y placentera, establecer prioridades de felicidad no laboral.

 

 


0.00 - 0 votos

Patrocinado

Acerca del autor

FERNANDOLIZALDE

Deja un comentario