Sociedad

El arte en los niños

El arte en los niños - Sociedad

El arte como elemento de comunicación para los pequeños.

Para los niños el día a día es un constante descubrir, aprender y sentir. Si bien no se percibe a simple vista, el niño esta lleno de emociones complejas y mientras va pasando el tiempo, se encuentra cada vez buscando con mas fuerza su lugar en el mundo. Para enfrentar los retos diarios, que, como ya sabemos, se estarán volviendo cada vez mas difíciles, se requiere de una autoestima sólida.

El arte es una de las actividades que puede servir de mucha ayuda a la construcción de esta. Primero se debe valorar antes que el resultado estético de la obra infantil, todo el trasfondo emotivo que allí se encuentra. Los niños tiene una visión muy propia de la realidad, su imaginación y sus emociones tienen predilección por sobre lo objetivo y lo lógico; por ende, no tienen la capacidad para representar el mundo tal cual es y tampoco les interesa, el propósito de su arte es la generación de un lenguaje que les permita la comunicación de sus sentimientos y su creatividad.

A través de los dibujos, pinturas, esculturas, o cualquier otro tipo de interpretación plástica, los niños van poco a poco teniendo conciencia de su entorno y de si mismos, indagando tanto en sus cuerpos sus posibilidades físicas para realizar la actividad, como su yo interno al buscar que representar.

Su importancia radica en que la practica continua del arte estimula el desarrollo de la creatividad, la intuición y el juicio critico. Estas son herramientas de las cuales no se puede prescindir; la creatividad y la intuición  es lo que nos permite resolver cualquier tipo de situación desde muy simple hasta muy compleja en nuestra cotidianidad y  el juicio critico es un elemento de progreso personal,  tanto como para la auto-crítica, como para diferenciar situaciones y comportamientos. Así un niño no aspire convertirse en artista, estas son características fundamentales del ser humano.

El arte tiene, además, la capacidad de hacer cada vez mas sensible al ser humano, de disfrutar cada vez mas el color, la textura, las líneas, las formas mas puras de belleza.  Se refuerza la tolerancia  la percepción de los otros individuos y la generación de si mismo como individuo.

Y no podemos olvidar que el arte para los niños, sencillamente es muy divertido.

Nuestro papel en todo va desde fomentar su arte, hasta apreciarlo y valorarlo por lo que es: un reflejo del niño.

¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

4.67 - 3 votos
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.
¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

María Teresa Navas

Deja un comentario

Únete a la comunidad de NoCreasNada

¿Te gustaría comenzar a escribir y además poder ganar dinero mientras tanto?
Escribe en NoCreasNada y te pagaremos por las visitas que recibas.

Más Información