Salud

Bikram Yoga: Fuente Inagotable De Salud

Bikram Yoga: Fuente Inagotable De Salud - Salud

Origen

Todo el mundo ha oído hablar de yoga, pero, ¿y de Bikram yoga? Es un tipo de yoga que se está introduciendo cada vez con más fuerza en España, procedente, como no, de la India. El término ‘Bikram’ hace referencia a la persona que lo inventó en los años 70, Bikram Choudhury. Se dice que fue un excelente yogui desde muy joven y que introdujo esta nueva disciplina tras una grave lesión que sufrió en su rodilla. Los médicos le dijeron que no volvería a andar pero Bikram pensó que quizá su maestro de yoga podría salvarle de esta situación; y así fue. Tras observar la casi milagrosa recuperación, Bikram se decidió a diseñar una serie de 26 posturas o asanas que estuviera al alcance de cualquier persona, independientemente de su edad y condición física. Fue así como dejó la India para impartir su conocimiento por el resto del mundo e intentar transmitir los beneficios que estas posturas aportan.

Serie de ejercicios

Esta disciplina se basa en una serie de 26 asanas que se ejecutan exactamente en el mismo orden en cualquier estudio del mundo. La particularidad que tiene respecto a otras modalidades es el calor. Se desarrolla en un ambiente a unos 40ºC y con un 40 % de humedad. A simple vista puede parecer un infierno, pero pensemos que es una situación similar a la que se podría vivir en la propia India. Dicen que el calor aporta un beneficio extra que otras disciplinas de yoga no hacen, como es la protección de ligamentos y articulaciones ante posibles lesiones.

 

Beneficios

Hay una lista interminable de los beneficios que aporta esta práctica y por supuesto son proporcionales a la frecuencia con la que se practique: alivia dolores de espalda, de articulaciones, artritis, mejora la respiración, alinea la columna vertebral, potencia la fuerza muscular y sobre todo, la fuerza mental,  porque si eres capaz de aguantar los 90 minutos que dura la sesión y dar lo máximo de ti, esa fortaleza se manifestará también en la vida real.

 

Conclusiones

Como practicante de yoga desde hace un tiempo y recién estrenada en el mundo del Bikram, me gustaría lanzar una pregunta al aire: por qué aún sabiendo de las virtudes de este tipo de disciplinas, en Occidente seguimos prefiriendo tomar una pastilla para aliviar los dolores y seguir sentados en el sofá en lugar de acudir a una clase de yoga? Tiene sentido que sepamos que la ‘fuente’ del bienestar está disponible para todo aquél que quiera probarla y aún así no nos aventuremos a hacerlo?

 

Como dijo Bikram: “nunca eres demasiado viejo, ni estás demasiado enfermo, ni es demasiado tarde para comenzar de nuevo.”

¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

0.00 - 0 votos
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.
¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

alheral

Deja un comentario

Únete a la comunidad de NoCreasNada

¿Te gustaría compartir tus inquietudes y ganar seguidores por todo el mundo?

¿Eres una persona inquieta y quieres descubrir a más gente como tú? 

Únete a NoCreasNada.

Además, te pagaremos por las visitas que recibas.

Más Información