Historia

Breve historia de Jack Daniels (Investigación)

Breve historia de Jack Daniels (Investigación) - Historia

La marca fue fundada por Jasper Newton Daniel, comúnmente conocido como Jack. En 1866 su destilería, localizada en el estado sureño de Tennessee, sería registrada como la primera de todo el país, y siendo el No. Old 7 el primer producto salido de dicha destilería.

Jack Daniel nació en 1850, y a la temprana edad de 16 años se hizo destilador autorizado. Otros apuntan a que la destilería nació en 1846, mientras que el escritor Peter Krass coloca su nacimiento en 1875.

En 1870, había en Lynchburg una gran competencia en el mercado del whisky filtrado con carbón. Jack quería hacer de su producto algo especial, y adquirió un manantial por la calidad de sus aguas y reemplazó el carbón convencional por carbón de arce para conseguir un producto más consistente.

Sin mujer e hijos, Jack tomó a su sobrino Lem Motlow como contable. El 1907, debido a sus problemas de salud, cedió la destilería a su sobrino. Finalmente, moriría en 1911 debido a septicemia,  una infección en el pie producida por patear su caja fuerte debido a la frustración que sintió por no poder abrirla.

Lem, junto con su hermano mayor Jess, pusieron en práctica todo lo que habían aprendido al lado de su tío y continuaron con la actividad hasta 1920, año en el que entraría en vigor la época de la Ley Secay que obligó a los hermanos a almacenar todas las botellas producidas hasta entonces en almacenes situados en Birmingham (Alabama), Cincinnati (Ohio), y St. Louis (Missouri). Durante ese período de 13 años –el acohol no volvería a ser legal de nuevo hasta 1933- la producción permaneció completamente parada.

Con la II Guerra Mundial, llegarían más problemas para la destilería, puesto que la escasez de proveedores haría el No. Old 7 un producto muy difícil de encontrar, lo que conllevaría a un aumento de la demanda y, en consecuencia, del precio. Con la guerra en pleno apogeo, la destilería tomó la decisión en 1944 de cesar la producción para que más recursos fuesen suministrados a los soldados americanos.

Hasta finales de los años 40, Jack Daniel’s No. Old 7 (único producto de la marca) se mantuvo como un producto regional y típico del estado de Tennessee y, en menor medida, de otros como Kentucky, zonas ocupadas por la popularidad del bourbon y que hacía difícil la expansión de la marca. Hasta que, en el año 1951, la revista Fortune publicó un artículo haciendo hincapié en el crecimiento de la compañía y atribuyendo el consumo de su producto a figuras tan reconocidas como el Primer Ministro Británico Winston Churchill o el ganador del Nobel William Faulkner.

Otro artículo similar fue lanzado en 1954 por parte de la revista True –una de las más importantes de la época- en donde hacía énfasis en este producto, catalogándolo como la bebida favorita de Frank Sinatra o Ava Gardner, así como numerosas personalidades más de la cultura pop americana de aquella época.

Lo que hacía especialmente diferente a esta marca era que, debido a que la demanda superaba a la oferta, asignaban a cada bar un número específico de unidades del producto. Esto fue una idea de marketing ideada por Art Hanckock, donde un representante de la compañía iba al establecimiento, y pedía un número de unidades al dueño de dicho negocio, y ajustaban la demanda de casa bar a su producción, una rutina que se mantuvo durante más de 20 años hasta la década de los 70.

Este plan de marketing fue llevado a cabo pues existía la premisa de que crearían una imagen de “producto real” hecho por “gente real”, algo que estaba muy presente en las campañas de publicidad, pues en lugar de mostrar a gente en esmoquin disfrutando en una fiesta, mostraban a trabajadores elaborando whisky.

Desde entonces, este plan de marketing se ha mantenido presente en la compañía con el fin de crear un mito a partir de la marca. Como dato curioso, gusta señalar que los escenarios usados para estas campañas no estaban en Lynchburg como cabría esperar, sino en estados fronterizos de Tennessee como Kentucky o Arkansas.

Estos mensajes recurrían al orgullo de crear algo auténtico, haciendo del proceso algo único en el mundo. El papel tan especial que jugó Lynchburg en la historia de la marca, llevo a la compañía a abrir la destilería de este lugar al público. Hoy se estima que más de 200.000 personas la visitan anualmente.

Mientras Jack Daniel’s seguía con una distribución tan conservadora, la cultura pop continuabacreando el mito de la marca. Paul Newman en ‘El Buscavidas’ (1963) encarna a un antihéroe al que solo le ve bebiendo Jack Daniel’s.

El boom del rock en los 60 fue pieza importante en esta aventura, pues estrellas como Keith Richards o Lemmy Kilmister son ampliamente asociados con la marca, pues hacían uso de esta bebida durante sus conciertos.

Jack Daniel’s había hecho un movimiento inteligente con su plan de marketing original, pero no quería frustrar al gran número de demandantes que tenía de forma permanente. El desafío era incrementar la oferta de un producto artesanal. Brown-Forman modernizó la destilería, dotándola de más tecnología e instalaciones, conservando las viejas costumbres, como, por ejemplo, dejar que los trabajadores operasen al aire libre.

Jack Daniel’s triplicó sus ventas en el período comprendido entre 1973 y 1986. Para hacer estable este crecimiento, invirtió una gran suma en publicidad, la cual seguía conservando la esencia de Lynchburg.

También se mezcló todavía más con la cultura pop por medio de patrocinios y creando un concurso anual de barbacoa en 1980.

En los 2000, patrocinó a escuderías de coches de carreras en Estados Unidos y Australia, y más tarde, en 2010, inició una campaña para incluir el Día Nacional de Jack Daniel’s, proporcionando un bus que haría una ronda turística desde Lynchburg, Tennessee hasta Washington D.C.

¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

5.00 - 2 votos
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.
¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

Mario Fernandez Perez

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.