Política

Catalá, Ministro de nadie

Catalá, Ministro de nadie - Política

El ministro de Justicia ha señalado que espera que la “tensión” que se ha creado se resuelva “cuánto antes” y se siga trabajando con “lealtad” desde el “Gobierno junto con el Consejo General del Poder Judicial”.

Si construyes una casa de madera, el lobo consigue entrar. Es lo que le ha pasado esta semana al Partido Popular tras las declaraciones de uno de sus máximos representantes, como es en este caso el ministro de Justicia, Rafael Catalá. Y es que, cuándo el ministro afirmo que el Juez Ricardo González tenía “un problema singular”, no se daba cuenta del tremendo daño que estaba causando.

Lejos de cualquier matiz interpretativo y de la posible discrepancia que cada uno pueda tener respecto de la Sentencia del caso ‘La Manada’, no podemos olvidar que se trata del propio ministro de Justicia, y como tal, es el encargado de defender la independencia, imparcialidad y legalidad de los jueces españoles.
El problema no es, que haya insultado a un juez, en este caso a Ricardo González. El problema es lo que conlleva que el propio ministro se tire piedras contra su tejado. ¿Quién entonces va a defender a la justicia de este país? ¿Quién defenderá la independencia judicial? ¿Quién defenderá al conjunto de jueces y magistrados que se sienten, a día de hoy, atacados y menospreciados por hacer su trabajo? ¿Como es posible que sea la primera vez en España que se logran juntar todas las asociaciones de jueces, progresistas y conservadoras, para pedir la dimisión de este señor? El motivo es simple, claro y evidente. El ministro, al hacer tales declaraciones, pone en tela de juicio las decisiones judiciales, pone en tela de juicio el sistema judicial español y la eficacia de la jurisprudencia española. Y eso, en un ministro de Justicia, no se puede permitir. Cuándo los propios jueces discrepantes con la propia sentencia piden la dimisión de este señor, demuestra que el asunto no es moco de pavo, y que este señor, mas pronto o mas tarde deberá abandonar su sitio y dejar paso a alguien que no ponga en vilo el sistema judicial español.
Recordar es sano, por ello conviene no olvidar que no es la primera vez que el señor ministro de Justicia crítica sentencias judiciales, ni será la última. A menos que alguien le ponga un poco de coherencia a la política de este país.

El ministro, ante las críticas y lejos de rectificar, afirmó que espera que la “tensión” se resuelva “cuanto antes”. No puedo estar mas de acuerdo con esta afirmación, he aquí el problema: la solución para rebajar esta tensión y recuperar la confianza en nuestros Jueces, Instituciones y leyes pasa por alguien capaz de darle cordura y rebajar la tensión en situaciones como esta, sin dañar el sistema jurídico ni la imagen de la justicia, y Catalá, como nos ha demostrado, es el ministro de nadie.

 

¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

5.00 - 6 votos
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.
¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

Vier21

Deja un comentario

Únete a la comunidad de NoCreasNada

¿Te gustaría compartir tus inquietudes y ganar seguidores por todo el mundo?

¿Eres una persona inquieta y quieres descubrir a más gente como tú? 

Únete a NoCreasNada.

Además, te pagaremos por las visitas que recibas.

Más Información