Medio Ambiente

Colaboración con asociaciones de animales: las alternativas menos conocidas



Colaboración con asociaciones de animales: las alternativas menos conocidas - Medio Ambiente

Alternativas para colaborar con las protectoras de animales:

¿Conocéis las opciones que hay para ayudar a las protectoras de animales además de los voluntariados y las donaciones? Hagamos un repaso:
Quizá, para todos nosotros las opciones más conocidas para colaborar con protectoras de animales y asociaciones de defensa animal sea la de las donaciones, pero no son las únicas. Si es cierto que los “Grupos Teaming” como se les suele conocer, son parte fundamental para mantener estas asociaciones, que en la mayoría de los casos no tienen mayor financiación que las ayudas voluntarias que aportan los socios. Actualmente, muchas asociaciones disponen de planes de ayuda/ teaming desde 1€/al mes para que el esfuerzo de los que ayudamos sea un poquito menos duro. También puedes colaborar donando alimentos y materiales, que de eso nunca hay suficiente (latas, pienso, collares, arena, …).  Pero aquí os voy a presentar otras opciones si deseas ayudar, pero económicamente no puedes.

La primera opción es el voluntariado. Muchas de estas asociaciones disponente de voluntariados y agradecen las ayudas no materiales, ya que el mantenimiento y limpieza de las instalaciones también requiere tiempo y dinero (y si les quitamos un poquito de carga, se nota). Pero estas actividades no solo son de mantenimiento, algunas necesitan personas para pasear a los perros, gente para alimentar a los cachorros más pequeños, jugar con los cachorros (si, has oído bien, ellos necesitan aprender y socializar, y qué mejor manera que jugando).

Otra de las opciones, y a mi parecer una de las más bonitas, es la acogida. Si bien es cierto que tienes que tener una casa acorde para poder meter animales (recordemos que no en todas están admitidos), estos animales generalmente están muy bien educados y no van a dar ningún tipo de problema. Lo único que debes hacer es comprometerte por un tiempo determinado (pueden ser solo semanas) o hasta que se les encuentre una casa definitiva. Debemos tener en cuenta, que para un animal rescatado el mejor ambiente es una familia donde se sienta querido y cuidado. Por lo general, si te gusta esta idea pero se te escapa a tus posibilidades económicas, las protectoras y refugios te pueden facilitar comida y materiales dentro de sus posibilidades.
La siguiente, tras la acogida, es la adopción. Pero esta es definitiva, por lo que debes tener muy claro que deseas hacerlo. En las protectoras siempre te harán una entrevista previa y te informarán de todo ello. Por lo general, suelen tener una tasa de adopción no muy elevada, pero que ayuda a cubrir algunos de los gastos médicos que haya podido tener el animal.

Otra opción, y quizá esta sea menos conocida, es la del transporte de los animales. Esta opción es algo más esporádica y surge según necesidades. Seguro que todos hemos oído hablar de un animal en adopción, pero como estaba muy lejos no hemos podido quedarnos con él. Ahora, gracias a las redes sociales, esto no es un problema pues muchas asociaciones buscan ayuda cuando necesitan llevar a un animal a otra ciudad y se encuentra fácilmente una solución entre todos. En este caso, al igual que en las opciones anteriores, también se pasan evaluaciones y controles de calidad para garantizar la seguridad del nuevo miembro de la familia (tranquilos que el animal siempre está en buenas manos). Dentro de esta opción de transporte, también está la opción de ayudar transportando materiales y comida, pues algunas asociaciones están más limitadas y esta es una buena idea de ayudar con muy poco esfuerzo.
Si lo que a ti te gusta es la divulgación y no estar tanto al pie del cañón o en contacto con los animales, una opción muy buena es la difusión de toda la información: desde difusión de animales que buscan hogar con fotos por las redes sociales, hasta charlas informativas para dar a conocer la labor de las asociaciones en ferias, eventos, etc.

En relación a las ferias y eventos, también puedes colaborar con el montaje de los puestos y stands, ayudar con el transporte, realizando actividades, etc.
Y ahora que se avecina el invierno, una de las opciones que nunca nos acordamos, es la recolecta de mantas, toallas y materiales de abrigo. Da igual el tipo de prenda, puede ser hasta ropa vieja para hacer camas, no te preocupes que cualquier cosa se reutiliza (¿quién dijo tirar nada?).
Y, por último, pero esta opción es para los más aventajados y talentosos, puedes colaborar realizando diseños gráficos, fotos y elaborando materiales que después se pueden vender para recaudar fondos de una manera más indirecta (venta de chapas, camisetas, etc.).
En definitiva, estas asociaciones siempre están abiertas a cualquier sugerencia para mejorar las condiciones y la calidad de vida de los peludos (y no tan peludos).

¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

5.00 - 5 votos
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.
¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

Malabarista

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Únete a la comunidad de NoCreasNada

¿Te gustaría compartir tus inquietudes y ganar seguidores por todo el mundo?

¿Eres una persona inquieta y quieres descubrir a más gente como tú? 

Únete a NoCreasNada.

Además, te pagaremos por las visitas que recibas.

Más Información