Anuncios
Historia

Composición Del Ejército Macedonio Pre-Helenístico

Composición Del Ejército Macedonio Pre-Helenístico - Historia

El ejército macedonio no era nada especial hasta la llegada de Filipo II al poder, padre de Alejandro, el cual impuso una serie de reformas muy eficaces consiguiendo uno de los ejércitos profesionales más potentes de, al menos, Grecia, que combinado con su astucia y conocimientos consiguió dominar toda Grecia tras la batalla de Queronea y legar a su hijo la mejor de las campañas, la conquista de Asia. Las medidas de Filipo afectaron a una multitud de facetas militares:

  • En primer lugar, afectaron a la disciplina, por mostrar algunas anécdotas: No se permitían mujeres en los campamentos, colocó a sus jinetes detrás de sus propias líneas con el fin de ejecutar a todo soldado que huyera, permitía a sólo un sirviente por cada 10 soldados (siendo usual en cualquier otro ejército griego que hubiera uno por cada soldado).
  • En segundo lugar, introdujo tácticas novedosas inspiradas en obras de Jenofonte y en el legado de Epaminondas (general tebano y beotarca). Ésto último lo aprendió en su estancia como rehén en Tebas. Las táctica más importante que implementó fue la combinación entre la falange oblicua y el llamado yunque (la infantería mantenía quito al enemigo mientras…) y martillo (la caballería cargaba por la retaguardia empujándolos contra las sarissas y rodeándolos de esta manera).
Fase final de la táctica del yunque y el martillo, el enemigo está rodeado.
  • Invirtió en la contratación de expertos en materia de máquinas de asedio (por ejemplo, Políido de Tesalia).
  • Introdujo mejoras técnicas en las armas. La más importante fue la creación de una lanza especialmente larga (de entre 3 y 7 metros) llamada sarissa, de modo que la infantería no llegaba a chocar cuerpo con cuerpo con sus enemigos.
  • Infantería:
    • La espina dorsal la formaban los Compañeros de a pie (pezhetairoi), los cuales blandían la sarissa como arma ofensiva y un escudo más pequeño que el tradicional hoplón. Éstos formarían el yunque. Eran muy eficaces si cargaban de frente y en terreno abierto, sin embargo, en terreno abrupto era difícil que mantuvieran la formación, siendo vulnerables. Luchaban en filas con fondo, en múltiplos de 8, por herencia tebana.
Una unidad de Compañeros de a pie en formación.
    • Portadores de escudos: Puesto que los pezhetairoi’s tenían su lado derecho totalmente desprotegido al tener su escudo en el izquierdo, los Portadores de Escudos se dedicaban a defendérselo, aunque no sólo eso, si no que eran la élite dentro del ejército y se dedicaban a todas las misiones de asalto en pequeños grupos. En un principio estaban formados por 3.000 soldados. Su forma física era excelente, demostrando en las sucesivas guerras de los diádocos que hasta ya entrados en años podían destrozar las líneas de Compañeros de a pie. Estaban armados con escudo, lanza, grebas y yelmo con penacho.
Recreación de un hipaspista o Portador de escudo.
    • Hostigadores de distintas clases: En un principio, Filipo había contratado a arqueros cretenses y honderos de Rodas (ambos afamados hostigadores), sin embargo, Alejandro, decidió contratar peltastas (hostigadores de jabalinas, generalmente, con un escudo llamado pelta) de donde eran mejores, de Tracia, puesto que eran terrenos abruptos, la guerra se realizaba de esta forma y estaban muy preparados para ello, al igual que la Caballería Tesalia; en concreto, fueron los peltastas agrianos.
Recreación de un peltasta agriano.
  • Caballería:
    • Compañeros: En un principio fueron un grupo selecto de unos 600 jinetes, sin embargo, Filipo los aumentó hasta unos 4.000 a su muerte, pasaron de ser los nobles de la Baja Macedonia a ser menos rigurosos con los requisitos para formar parte de éstos. Con Alejandro alcanzaron su momento culmen, llegando a ser una de las mejores (si no la mejor) caballerías del mundo antiguo. Actuaban como martillo y estaban especialmente entrenados para adoptar diversas formaciones, en concreto, la llamada “cuña” con la cual se consiguieron grandes victorias. Portaban largas lanzas, pero no un escudo y al no haber estribos, se requería una habilidad increíble para cargar al galope, que no muchos llegaron a controlar. Tenían el enorme honor de que uno de sus escuadrones estuviera comandado por Alejandro en persona (a lomos, por lo general, de su amado Bucéfalo), lo cual hacía de éstos compañeros unos gallardos jinetes.
Recreación de Alejandro y sus Compañeros cruzando el río Gránico.
    • Otras caballerías: Tras la dominación de toda Grecia (y Tesalia, importante), salvo Lacedemonia (que de hecho, durante la conquista del Imperio Aqueménida, se levantaría contra el yugo macedonio, siendo derrotados por el regente, Antípatro), por parte de Filipo, él y Alejandro tuvieron acceso a, probablemente hasta entonces una de las mejores caballerías, la tesalia, renombrada por toda la Hélade, así como a las caballerías de distintos lugares de Grecia. Alejandro haría uso de ésto en su conquista del mundo.
Recreación de un jinete y un oficial de caballería tesalia.
  • Bibliografía:
    • Alejandro Magno: Conquistador de Asia (autor: Robin Lane Fox).
Anuncios
¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

4.88 - 8 votos
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.
¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

Lisímaco

Deja un comentario

Únete a la comunidad de NoCreasNada

¿Te gustaría compartir tus inquietudes y ganar seguidores por todo el mundo?

¿Eres una persona inquieta y quieres descubrir a más gente como tú? 

Únete a NoCreasNada.

Además, te pagaremos por las visitas que recibas.

Más Información