Política

El Influyentismo Político En La Vida De Los Trabajadores Con Preparación Profesional

El Influyentismo Político En La Vida De Los Trabajadores Con Preparación Profesional - Política

Cuantos de nosotros conocemos una situación en la que la persona que se esforzó por años en diversa carrera, sacando las mejores notas, reconocimientos, practicando aquí y allá, trabajando medio tiempo y mal remunerado para pagar sus estudios, junto con ayuda de su familia, no son tomados en cuenta en las empresas, o instituciones de gobierno en las que desean pertenecer, y aquellos jóvenes que logran pertenecer obtienen la mayor carga de trabajo. Ojo no quiere decir que siempre sea de esta manera, sin embargo es una rabia tremenda cuando nos enteramos que el puesto por el cual te perfilaste por mucho tiempo se lo dieron a hijo del director que ayudo en la campaña de equis partido, o al primo del empresario importante, al sobrino del juez, al cuñado de “don pancho”.

En esos momentos sentimos el coraje, la impotencia y frustración de no poder hacer nada, ya que si nos manifestamos podemos ser despedidos o enérgicamente amonestados.

Lo que veo mas grave es que son personas que no tienen un grado de preparación acorde al puesto, es decir, estudiaron carreras distintas a lo recomendado, no tienen experiencia y en muchas ocasiones no terminaron una carrera. Un ejemplo de moda son los altos funcionarios del Poder Ejecutivo y Legislativo Mexicano, que esta investidos de personalidad sin preparación y aun siendo elegidos por la democracia, no presentan un nivel académico a la altura, realizando un papel mediocre y sin beneficio para la sociedad.

A esas personas que llegan a tener esos grandiosos puestos sin la experiencia necesaria, tienden a “sacar la chamba” a costas de aquellos que llevan mas tiempo, dedican la mayor parte del día en el trabajo y no son reconocidos por su esfuerzo y cuando alguna situación se sale de control por la malas decisiones, ellos no son los culpables, si no los que estamos por debajo.

La ineficiencia del orden jurídico se ha ido acelerando y en la medida en que no es preciso o que las reglas que determinan nuestra conducta no son claras, quienes integran la sociedad buscan la protección del poderoso, del influyente que seguramente les ayudará a resolver sus problemas o para evitarse obstáculos, dejando así la institucionalidad de las empresas y gobierno por los suelos.

Hace poco leí a una persona, no recuerdo el nombre, que el influyentismo lo definía como la manera de obtener prácticamente “todo”. Con esa figura se puede alcanzar las metas deseadas, ya que el “influyente” con su palabra o firma otorga jugosos y millonarios contratos con los que habrá de tener todos los recursos para dar, compartir y “repartir”, surgiendo el negocio de negocios, y es cuando el favorecido corresponde, dándole a su protector la comisión o moche, dejando así a las personas sin “palancas” en el mismo puesto trabajado para ellos o bien despidiendolos.

Esa mala practica se tiene que erradicar por completo, sin tan solo se aplicaran en sentido estricto la constitución y leyes,  este tiempo de figuras no existieran y si hubiese se combatirían llevándolos a juicio.

 

 

¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

4.00 - 4 votos
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.
¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

Eduardo Tapia

Deja un comentario

Únete a la comunidad de NoCreasNada

¿Te gustaría compartir tus inquietudes y ganar seguidores por todo el mundo?

¿Eres una persona inquieta y quieres descubrir a más gente como tú? 

Únete a NoCreasNada.

Además, te pagaremos por las visitas que recibas.

Más Información