Literatura

El sueño del parquero



El sueño del parquero - Literatura

Hace unos días soñé que estaba en una fiesta o en una reunión, algo así. Lo cierto es que había varias personas supongo que conocidas por mí. De repente, entraba el parquero, el tipo que corta el pasto en casa; ante su sola presencia, yo experimentaba un terror de esos que paralizan, que tienen la contundencia de los sueños y que solo se alivian al despertar.

Pero ¿por qué?

¿Se trata de una persona violenta o intimidante? No. ¿He tenido alguna discusión con él? No. ¿Me he enterado de algún hecho que lo involucre y que de algún modo pudiera generarme temor? Tampoco.

Se me ocurren, en principio, dos respuestas:

  1. Hay, por debajo de mi conciencia, algún hecho, alguna palabra, algún gesto del parquero que me produce terror. Soy incapaz de reconocer esa causa en la vigilia o tal vez me niego a reconocerla.
  2. El parquero no tiene nada que ver: el terror ya estaba en mí; mi mente construyó una escena de acuerdo con ese sentimiento y lo personificó en él porque fue la primera persona que encontró un poco al azar.

Se dice (alguien lo habrá dicho) que los sueños son mensajes que nos dejamos a nosotros mismos, pero mensajes que somos incapaces de descifrar.

Y tú, ¿con quién soñarás esta noche?

¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

0.00 - 0 votos
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.
¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

Palimpsestus

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.