Literatura

Espera hasta la muerte/Gloria/Imaginaciones

Patrocinado


Espera hasta la muerte/Gloria/Imaginaciones - Literatura

Espera hasta la muerte

 

¡Amiga, es cierto! Lo nuestro está más allá de lo supremo,

aunque son los nuestros dos corazones necios

Espera… Déjame, cuando se acerque la muerte

y estos cuerpos marchitos no tengan calor

cuando nuestros ojos nublados no vean, adivinen

cuando solo arrugas cubran estos esqueletos

y sea débil nuestra voz fuerte

déjame entonces darte un beso

de estos labios que se habrán secado

y tu piel insensible sentirá un rose seco

pero tu ser abrirá por primera vez los ojos

y me verás como nunca me viste

y tal vez entonces se nos quitará lo necio

y como una revelación divina

te erguirás preciosa en tu encorvado cuerpo

y resueltos a amarnos tendremos que despedirnos,

porque morirás tu o moriré yo

sin haber sufrido por el amor fallido

porque estoy seguro de que en un solo instante

te habré dado mi vida y tú a mí la tuya

Nos habremos amado tanto

que no habrá lástima, dolor ni amargura solo

entendimiento y gozo, y al fin… descanso.

 

 

Gloria

 

Y te veo tranquila cual mariposa dormida

sin proferir sonido o exhalar aliento alguno

y te veo ahí sin moverte pareces sin vida

recostada y sumergida en un sueño profundo

Y te siento distante, lejana, ausente

y soy presa de la agonía por momentos

mientras tus recuerdos se aferran a mi mente

y en mi pecho se ahogan mis lamentos

Me rehusó a creer que inerte estés a mi lado

que el invierno se haya llevado tu calor

y que con tu partida en mi pecho haya quedado

tan solo este angustiante y cruel dolor.

Se que solo descansas, que esperas, que aguardas,

que pronto escribiremos una nueva historia.

Que la esperanza no muere, ni las ilusiones tardan.

Que es cuestión de esperar… de esperarte Gloria.

 

Imaginaciones

 

Que pasaría si pudiera volver a verte

Si pudiera volver a ver tus ojos

Si pudiera llegar a tenerte

Y besar tus suaves labios rojos

 

Si pudiera regresar el tiempo

Al día aquel en que nos conocimos

Dejar de lado nuestro hablar incierto

y ser entonces lo que no fuimos

Que mi vida tan solo un instante

Me dejase observarte una mañana

Escuchar lo que quizá callaste

Y hablarte de lo que imaginaba.

¿Que pasaría… que pasaría?

Mi vida quizá fuera menos roja

Pero lenta se hace mi agonía

Al plasmar mi alma en esta hoja

Quizá fuese como el cielo entero

como el mar quieto y el infinito

Fuera como tu hablar sincero

Tu mirar claro y sonreír quedito

Mi vida entonces seria vida

Ausente de estas imaginaciones

Alejada de llanto y melancolía

Del “hubiera” y las resignaciones.

 

 

 


3.00 - 1 voto

Patrocinado

Acerca del autor

joby

Deja un comentario