Política

Estrategias políticas de Sánchez “el liquidador”  



Estrategias políticas de Sánchez “el liquidador”   - Política

Estrategias políticas de Sánchez “el liquidador”

De vergüenza ajena al ver el descaro con el que el indigno Pedro Sánchez traiciona a sus votantes desde el primer día, hemos pasado a una situación tan absurda y surrealista, que de aquí ya no puede quedar esperanza de futuro para este país.

Cualquiera, desde fuera, diría que España es una patata caliente que nadie quiere tener en sus manos. Pero sabemos que no es así, que el problema es que Sánchez tiene órdenes de no gobernar con Podemos. Órdenes de los que mandan en este país, y que el 15M siempre afirmó saber, pero parece que a la hora de votar se les olvidó.

Cada uno hace su juego, su estrategia. En todas las opciones posibles, sabiendo que un gobierno PSOE-Podemos no es una opción, Albert Rivera es vicepresidente:

  1. Finalmente Ciudadanos hace un “sacrificio” por el país y pacta con PSOE un gobierno liberal de coalición. Pedro Sánchez tiene su deseada presidencia, y Albert Rivera su deseada vicepresidencia.
  2. Seguimos por la vía que vamos, y se repiten elecciones. El resultado muy esperado y asumido por todos es que Pablo Casado será presidente, y Albert Rivera vicepresidente. Posiblemente Vox tenga algún ministerio.

Existen otras posibilidades, pero creo que ya están descartadas de por sí. Por ejemplo, las alternativas que propone PSOE, en la que Pablo Casado se abstiene en su investidura. La pregunta que no sé si se habrá hecho Sánchez es ¿Por qué iba a abstenerse Pablo Casado?

Si Pablo Casado se ve presidente si se repiten elecciones ¿Por qué va a hacer que Sánchez sea presidente? No tiene mucho sentido.

Por otro lado, la opción 1 tampoco tiene mucho sentido, puesto que Rivera no se lleva bien con Sánchez, no porque diferencias ideológicas, sino porque es evidente que el PSOE tiene que vender a su público que sigue siendo un partido socialdemócrata, y alguna medida de esta guisa deberá  hacer si no quiere desaparecer. Y claro, Albert Rivera se siente más cómodo siendo vicepresidente de Casado que de Sánchez.

Es el gran ganador de este escenario absurdo, si su objetivo era la vicepresidencia, si en cambio es la presidencia, será el gran perdedor, porque su partido se va a quebrar cuando se repitan elecciones. No conseguirá ser presidente jamás. Pero creo que le basta con la vice.

El absurdo surrealista de todo esto creo que también está en las cabezas de los votantes del PSOE, aquí no se puede culpar de todo a Sánchez, porque a estas alturas quien siga pensando que el PSOE es un partido socialdemócrata es que vive feliz en el engaño y no quiere salir de ahí.

Ni Podemos es un partido comunista bolivariano, está muy lejos de algo así y más cerca del SPD o del M5E, ni el PSOE tiene ya nada que ver con algo que se pueda calificar de izquierda. Estos últimos años el mundo entero ha virado a la derecha, por la evidente crisis migratoria y el horizonte oscuro que se aprecia. Y todos los partidos lo han hecho al unísono.

Los partidos de derecha liberal, demócratacristianos, han perdido su apellido liberal para quedarse sólo en derecha. Los liberales se han convertido en demócratacristianos, los que se vendían como socialdemócratas liberales, se han quedado en Liberales, y los que se vendían como socialdemócratas, con tintes revolucionarios, han perdido lo revolucionario para quedarse en únicamente socialdemocracia. No hay nadie a la izquierda, es un espacio denostado por la historia escrita por los vencedores, y castigado con estigmas imposibles de des-manipular.

De lo que quedará de España en esta aventura sabemos qué será, porque hemos entrado en el camino que otros ya han recorrido, hacia la pobreza y el subdesarrollo, la pérdida de tejido industrial y la ampliación de la desigualdad en la sociedad de clases.

De lo que siempre ha sido “la marca España” y que el propio Franco defendió, a la manera en que el fascismo elitista se vuelve paternalista y trabaja por la patria de todos y no sólo de las élites, va a quedar poco. De la mejor sanidad pública, de la educación pública para todos, de las infraestructuras públicas de transporte para todos, que fueron los estandartes de la marca España conocidos en el mundo entero, y envidiados hasta por el EEUU de Obama, no quedará nada. España desaparecerá, la bandera española se diluirá en el mar de privatizaciones y liberalismo del resto de países capitalistas inmersos en la globalización esclava del capital.

Todos camareros y empleados de hostelería, y que viva el turismo de las élites a las que serviremos con la espalda bien doblada como en el resto de países que han pasado de tener industria, a estar en el tercer mundo.

Y todo, gracias al PSOE, y a Pedro Sánchez, el liquidador de la izquierda española.

Vienen malos tiempos, soplan vientos fétidos que transportan el mensaje de la desgracia.

 

¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

5.00 - 15 votos
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.
¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

wowsislack

2 comentarios

  • La izquierda española perdió hace tiempo su capacidad para ver oportunidades en mitad de una crisis, Y es que como usted apunta, el PSOE no es izquierda ya, sin embargo tenemos una derecha cada vez más dispuesta a agitar el status quo a su favor. Quizás porque ellos sí que han aprendido que tras una crisis real, tienen más capacidad de producir las circunstancias necesarias para un cambio significativo como el que usted detalla en su articulo, esa variación intencionada de todos a la derecha inmediata de su posición de partida.
    Si profundizamos un poco en el terreno de las cábalas, veremos que las elucubraciones sanchistas, sólo inspiran una izquierda condenada a perder esta gran oportunidad, para ofrecer un guiño de coqueteo con su derecha, dado que lo único que tiene para combatir la más que posible expansión del pacto España Suma son 123 diputados que de nada valen sin la fuerza que quiere mermar en Podemos. Pero o este hombre es un tonto de capirote o su ansia de poder es tan grande que no ve más allá de sus narices, o la mano que mueve los hilos es más poderosa de lo que creíamos. En cualquier caso, como bien dice, vienen malos tiempos.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Únete a la comunidad de NoCreasNada

¿Te gustaría compartir tus inquietudes y ganar seguidores por todo el mundo?

¿Eres una persona inquieta y quieres descubrir a más gente como tú? 

Únete a NoCreasNada.

Además, te pagaremos por las visitas que recibas.

Más Información