Historia

HECATOMBE DE UN SENTIMIENTO INMORTAL



HECATOMBE DE UN SENTIMIENTO INMORTAL - Historia

HECATOMBE DE UN SENTIMIENTO INMORTAL
Desde estas ruinas no puedo ver más que una densa, oscura y desolada nube de desesperanza, al tiempo que escucho débiles y moribundos sollozos preñados de dolor, tristeza, impotencia y angustia, mientras aún se escucha el desplome de otras tantas ilusiones y sueños que hasta hace meses atrás parecían darle forma y representar una relación rozagante y hermosa, pero que hoy, lamentablemente, uno a uno desde lo alto de una gran quimera, van cayendo masacrados y convertidos en mil pedazos de dudas y temores infundados por la intriga y el confabulación que sigue rondando y golpeando hasta demoler todo cuanto ha sido y seguirá siendo el único grande y verdadero amor.

Después de sentir y padecer los embates de la envidia y el chisme con su fuerte frenesí, no queda más que respirar el humo con aroma a un apacible, profundo, dulce, hermoso, cálido y gran sentimiento que desde niño, durante muchos años, siempre se ha resistido a desaparecer o apagarse, pero que, ahora, a su edad no pudo contener o neutralizar tanta intriga y finalmente se desplomó dejando a la vista la inimaginable e inconcebible tragedia que por su magnitud de calamidad producida, no permite ver un horizonte con esperanza cercana ni lejana.

Pues, no es posible ver la luz ni respirar con tranquilidad. En este amargo y asfixiante momento sólo puedo ver en mi mente, destellos de imágenes de lo que pudo ser y no fue, de lo que un día germinó, creció y se refugió en el silencio y la clandestinidad hasta hacerse robusto, hábil y fuerte como para desafiar y afrontar la ausencia, la distancia y el tiempo con sus múltiples y malvadas adversidades.

Aquí, pese a los destrozos causados por la debacle sufrida por este sincero, puro y abnegado sentimiento, los indisolubles e indestructibles episodios de profundo afecto y aprecio quedaran atrapados y guardados para seguir viviendo por la eternidad con la firme convicción de haber amado, añorado, soñado, vivido y sentido la satisfacción de recibir la amistad sincera y el cariño inequívoco de un ser humano, por siempre, muy especial, junto a la esperanza de volver a encontrarlo en otra vida y circunstancia muy distinta, pero quizás también, muy lejana.

En este tumulto de recuerdos bonitos, gratos, de todos tamaños, formas, sabores, aromas y colores, no se aprecia lástima alguna, solo se perciben gritos de angustia y frustración; no brota odio, renace la resignación; no surge ninguna intensión de venganza, prevalece una pequeña, delgada e indestructible esperanza de vida y felicidad. Son diversidades de sueños convertidos en pedazos de escombros que afortunadamente permanecerán unidos y solidificados por la ilusión, la fe, las inolvidables vivencias y el inmortal deseo de ver los frutos del gran árbol de la alianza y convivencia humana, que los consolidó y mantendrá fundidos en esencia haciéndolos perdurar sigilosamente en la distancia, el tiempo y el espacio infinito.

Debo entender que esta agonía es y será por siempre sinónimo o vestigios de esperanza de un amor genuino que se resiste a morir o quedar atrapado en el último rincón del abominable y tenebroso olvido.

No sé si sirva de algo, pero deseo decirte que por siempre estarás aquí, conmigo. Y sin temor a equivocarme, me atrevo a pensar que tú en mi lugar, tampoco dejarías ahogarme en este mar de dudas, dolor y tristeza.
Dedicado a un  amor eterno.

¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

2.67 - 3 votos
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.
¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

Pluma Libre

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Únete a la comunidad de NoCreasNada

¿Te gustaría compartir tus inquietudes y ganar seguidores por todo el mundo?

¿Eres una persona inquieta y quieres descubrir a más gente como tú? 

Únete a NoCreasNada.

Además, te pagaremos por las visitas que recibas.

Más Información