Historia

Historia: El Túnel Misterioso

Historia: El Túnel Misterioso - Historia

Fran AG:

-Algo extraño sucedía en este camino y pocos lo saben (Real)

En aquella entonces era muy pequeña, apenas llegando a recordar lo que había pasado, pues no quería tenerlo en mi memoria y había decidido borrarlo por completó.

Año 1972 país Ecuador, en el área de Manabí un pequeño pueblo que en aquella entonces era famoso por su flora y fauna a la vez lleno de un verdoso bosque dónde las cosas paranormales ocurrían en lo profundo del ya mencionado lugar, pues vivíamos allí, en una vieja cabaña que estaba rodeado por grandes árboles, la comida era escasa y para ir a comprar se requería de mucho valor ya que el camino era largo y cansado pues teníamos que subir varias lomas para lograr nuestro objetivo, mi hermana y yo nos pusimos de acuerdo para viajar y así traer la comida al hogar diciéndole:
LETICIA <Mercedes que te parece si salimos en la mañana, así podremos llegar temprano a casa >
A lo que ella me miro, moviendo la cabeza de arriba y abajo aceptando mi propuesta, al salir procuramos no llevar nada salvo el dinero para la compra ya que requeriríamos de nuestras manos libres para poder llevar todas las compras, mientras tanto durante la caminata nos habíamos topado con unos frondosos árboles que no se parecían nada de nada a los normales, era la primera vez que los hemos visto, en medio de ellos se encontraba un corto camino parecido a un túnel lo único que hacía diferente aquel túnel, era que no estaba formado de rocas como suelen ser muchos otros, solo que este llegaba a tener una estructura echa de plantas como  si se tratara de un camino cubierto de rosas y flores, mi hermana Mercedes me dijo:
MERCEDES < no podemos desviarnos del camino que hemos trazado no conocemos este lugar >
yo sin pensarlo dos veces le dije:
LETICIA < vamos no tengas miedo llegaremos pronto si vamos por aquí >

Y nos adentramos en aquel lugar sin ver las señales de aquellos árboles, que yacían sobre ellos marcas de sangre como si se tratara de una advertencia,  mientras tanto en la caminata nos dimos cuenta que llevábamos un bien tiempo caminando y vimos que aquel túnel parecía no tener fin y decimos volver, pero al dar la vuelta nos quedamos asombrados pues que la entrada ya no estaba había desaparecido decidimos seguir caminando hacia el frente sin mirar hacia tras después de un largo y cansado tiempo nos fijamos que el techo del túnel no estaba lleno de rosas y flores como habíamos visto al entrar, si no que estaban cubierto de grotescos gusanos que caían a montones al suelo, estábamos aterradas, no había más opción que caminar sobre ellos mientras cada paso que dábamos nuestros pensamientos se llenaron de preocupación
LETICIA < esto no puede estar peor > -me dije en susurros 
Al poco de unos minutos más de caminata, vimos una pequeña brecha LA SALIDA

pensamos tan emocionadas nos pusimos que nos pusimos a correr como que si fuera la primera vez que hubiéramos visto la luz, cual ciego que ve oscuridad absoluta, al acercarnos cada vez más a ella, notamos algo raro que nos heló la sangre, Mercedes se percató gritando
MERCEDES < nos estamos hundiendo, el túnel nos está comiendo vivas >
al ver bien lo que pasaba  – agarre la mano de mi hermana diciéndole
LETICIA < todo va estar bien sigamos cálmate, no nos rindamos >
Poco a poco seguíamos con dificultad, mientras los gusanos caían cada vez más, aquellos gusanos grotescos que retorcían en nuestro cuerpo y cabello, desesperadas intentábamos no parar ni ver los gusanos a la vez el túnel se estaba cerrando, poco a poco aquella salida parecía estar desapareciendo de nuestras vistas mi mente se empezaba rendir
LETICIA <no lo lograremos no llegaremos > – mi mente perturbada estaba
Perdidas las esperanzas, nos pusimos a rezar pues no había de otra salida nuestras fuerzas se agotaban, cerramos nuestros ojos y rezamos juntas segundos después, al abrirlos nos dimos cuenta que habíamos cruzado aquel lugar, era algo inesperado estábamos atónitas, lloramos de felicidad pues no sabíamos que nos sucedería si nos hubiese atrapado aquel túnel, nos fuimos corriendo al pueblo para contar nuestra experiencia de lo que había pasado,  algunos creyeron otros no, llego el tiempo de volver a casa con nuestras provisiones,  pero… nos dimos cuenta que aquel túnel tétrico ya no estaba.

 

GRACIAS POR LEER SI TE GUSTO NO OLVIDES DEJAR TUS  5  ESTRELLAS ME AYUDARÍA MUCHO SEGUIR ESCRIBIENDO RELATOS REALES SIN EXPLICACIÓN…

 

¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

5.00 - 2 votos
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.
¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

Francesco Alexander Alegría Gorozabel

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.