Sociedad

La complejidad del amor



La complejidad del amor - Sociedad

El tema del amor es sumamente complejo. Mucha gente cree que el amor no existe y que tu relación con tu pareja solo se mueve por la atracción y el morbo. En un mundo como este: capitalista, sociedad de consumo, control de masas…. Donde todo es interés y el dinero lo que manda no es de extrañar que abunden los desengaños amorosos y mucha gente deje de creer en el amor. Pero el amor no es un «objeto» que amar, ni la necesidad de sentirse amado. El amor es una facultad y un «te necesito porque te amo» y no «te amo porque te necesito». Además existen muchas clases de amor: el amor sentimental, el amor erótico, el amor maternal, el amor a la vida, el amor a uno mismo. Pero para que sea un amor real y no un intercambio de necesidades o de favores o una adicción o una venda se requiere de cierta actitud, de una facultad que la mayoría de la gente no posee porque no se educa para ello. Esa facultad, esa actitud es el amar incondicionalmente al otro, sin esperar nada a cambio.

Una buena madre es capaz de querer a su hijo aunque éste le falte al final, aunque se convierta en un ladrón, la facultad de seguir queriéndole no se pierde y, aunque puedan surgir conflictos, una buena madre utilizará la comprensión, la tolerancia hasta cierto límite y la bondad para gestionar de una manera positiva lo que siente ante las diferentes etapas por las que va pasando el hijo.

Me encanta la comparación de como Dios ama a sus hijos, a todos y es capaz de perdonar como una buena madre haría.

Solo una mujer que ama el mundo, que disfruta de las pequeñas y grandes cosas de la vida y se quiere y de respeta a sí misma es una buena madre. De ahí todos los conflictos internos que la mayoría de los adolescentes e incluso adultos poseen y que pueden desembocar en depresión, anorexia, ansiedad, angustia, adicciones y éstas, en el peor de los casos llevar a una psicosis o una esquizofrenia.

La mayoría de las madres saben dar «leche» pero no saben dar «miel», es decir, respetar y tolerar que su hijo ha crecido y que no la necesita como antes (aunque la necesita igualmente) y dejarle ser, dejarle hacer sin dominancia,ni posesión, ni imposiciones sino con consejos, escucha activa, empatía, comprensión, atención y tolerancia. Una madre sigue amando a su hijo incondicionalmente y por ello le necesita lo mismo que el hijo ama a su madre por eso la sigue necesitando.

La capacidad de dar «leche» se refiere a los cuidados básicos que necesita una criatura cuando está desvalida y es completamente dependiente de la madre. Esto es ante todo alimento y calor. La madre tiene la misión de preservar la vida de su hijo. Y lo hace porque le quiere, incondicionalmente, ya que no recibe nada a cambio a excepción de una sonrisa o una actitud de satisfacción. Todas las madres, a no ser que estén enfermas, saben dar «leche». Otra cosa muy diferente es dar «miel», es decir, no inculcar en el niño solo el instinto de supervivencia, sino hacerle sentir además amado y por lo tanto feliz. Está felicidad se transmitirá en pensamientos como: Qué suerte estar vivo!» O «Qué bonita es la vida»

Por propia experiencia si eres una buena madre y das «leche» y «miel» seguramente pienses que la vida es una mierda, sobre todo, si te toca ser madre adolescente, pero tu hijo, como a mí me pasó te dirá: «pero si la vida es muy bonita». Te has llevado el trofeo del siglo, cariño. Esa personita ya sabe lo que es el amor y será feliz toda su vida.

 

¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

5.00 - 1 voto
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.
¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

Lorena Caballero Ortega

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Únete a la comunidad de NoCreasNada

¿Te gustaría compartir tus inquietudes y ganar seguidores por todo el mundo?

¿Eres una persona inquieta y quieres descubrir a más gente como tú? 

Únete a NoCreasNada.

Además, te pagaremos por las visitas que recibas.

Más Información