Literatura

La magia de la hipocresía

La magia de la hipocresía - Literatura

¿Alguna vez te has enfrentado a la idea de que… sencillamente no sabes qué estás haciendo?

Tenías metas claras, planes, objetivos… pero mientras tu realidad se hunde, tus sueños se hunden con ella… no sabes qué tienes ni hacia dónde vas, te sientes perdido, vives una vida de forma automática: haciendo por hacer, vivir por vivir, respirar por respirar… y cuando te das cuenta, has perdido toda la pasión por tu vida.

Llegas a un límite en el cual te da flojera enfrentarte contigo mismo, estás cansado de desafiarte y te da miedo conocerte… sobre todo conocerte; y es que algunas personas creen conocerse, creen que saben cuáles son sus valores, sus metas, sus miedos, sus dolencias, sus pesadillas y sus amores más profundos…

Si eres tú quien se siente perdido y si tienes mucha pero mucha suerte, algún día en tu vida, te encontrarás con una de esas personas que “creen” conocerse, al principio las amarás, porque percibes que viven un estilo de vida relajado, totalmente impregnado de libertad, siendo dueños de sus vidas.

Pero un día los descubres… te das cuenta que todo era una farsa… que solo tenían una máscara… que viven aparentando y viviendo del qué dirán.

Llega un momento en el que comienzas a analizarlos, analizando sus palabras y sus acciones y te das cuenta que no existe un balance entre lo que creen, lo que piensan, lo que dicen y finalmente lo que hacen… estas personas son denominadas por la sociedad como ‘hipócritas’. Hipócritas consigo mismos y con los que lo rodean.

Cuando encuentras a una persona hipócrita en tu vida y la detectas, siendo esto último lo más importante, tú debes comenzar a analizarte, comenzar a ver tu vida desde otra perspectiva, comenzar a descubrir si lo que haces en tu día a día te hace feliz, si eres coherente con lo que dices y haces, si te haces cargo de tus decisiones o, si por el contrario,  te la pasas buscando a alguien a quien culpar.

En el momento que detectas a un hipócrita, debes encontrar el lado bueno de esa relación… el lado bueno es que ahora te das cuenta que debes analizarte a ti mismo (aunque a veces cueste), que ahora debes verte al espejo y observarte con ojo crítico, determinar si eres feliz o eres un hipócrita más.

Y es que hay personas que se ven bien de lejos y por eso hay que quedarse lejos de ellas, sin embargo, a veces es necesario acercarse un poco, ponerles una lupa, para saber si nosotros cometemos sus mismos errores, para analizarnos y determinar si, en verdad, nosotros sí tenemos coherencia en lo que hacemos y decimos o para darnos cuenta de que, nosotros los estamos juzgando siendo en el fondo completamente iguales.

¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

4.60 - 5 votos
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.
¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

Jaiberly Sánchez

Deja un comentario

Únete a la comunidad de NoCreasNada

¿Te gustaría compartir tus inquietudes y ganar seguidores por todo el mundo?

¿Eres una persona inquieta y quieres descubrir a más gente como tú? 

Únete a NoCreasNada.

Además, te pagaremos por las visitas que recibas.

Más Información