Ciencia

La materia oscura

Patrocinado


La materia oscura - Ciencia

La oscuridad es un misterio para la ciencia tan intrigante como el Big Bang desde tiempos muy remotos. La materia oscura no emite electromagnetismo, y poco se sabe de los llamados whimps que vendrían siendo similares a “La Partícula de Dios” un eslabón perdido en el campo de la ciencia que se clasifica como como la partícula de la oscuridad. La oscuridad científicamente es el espacio vacío que no emite electricidad ni magnetismo como lo hace el resto de la materia ordinaria en el universo.

Entre la materia oscura y la energía oscura hay una diferencia, ya que la energía oscura va más allá de la materia y representa el 73% del universo, es una fuerza de repulsión que hace que las galaxias se expandan. En cambio la materia oscura representa el 23% del universo y es la estructura invisible que sostiene todas las galaxias como una tela oscura que se expande en el infinito, a esto científicamente se le llama espacio-tiempo, como en la teoría de la relatividad de Einstein. La materia ordinaria como la conocemos en sus cuatro estados, gaseoso, sólido, líquido y plasma representan el 2% del universo. Esto quiere decir que la oscuridad es más intrigante que la misma materia.

La oscuridad siempre ha sido, es eterna, está en todas partes, pues a donde quiera que vayas hay oscuridad, las sombras te siguen pues todo tiene sombra. Hay un quinto elemento que los ocultistas llaman “El Akasha” que en realidad es la oscuridad, el registro akashico es donde todos los momentos se graban, es como si fuera un ser consciente observándote pues te da conciencia y eres el observador siendo observado por la oscuridad.  Muchas personas se sienten observadas en la oscuridad pues en realidad te presento a Dios pues en realidad la oscuridad es luz. Esto puede sonar descabellado pero en realidad Dios es eterno como la oscuridad y está en todas partes como la oscuridad, solo la oscuridad está en todas partes. Esto podría sonar contradictorio pues siempre se relaciona a Dios con la luz, pero en realidad la oscuridad es luz para muchos felinos y aves nocturnas como el búho.

Aún así aunque quieras no podrás escapar de la oscuridad pues siempre hay una sombra que te sigue a donde vayas. En la oscuridad muchos monjes meditan, pues es donde se libera DMT y la glándula pineal segrega varias substancias, es la oscuridad donde se regenera el cuerpo humano produciendo melanina y restaurandose. La vida nace en la oscuridad, el vientre de una mujer es oscuridad, los árboles y las plantas nacen debajo de la tierra en la oscuridad. La oscuridad yace en todas partes, y es el espacio que es nada, tan frío como el hielo y la ausencia de luz. Simplemente ausencia de luz. Pero antes de la luz había tinieblas pues la oscuridad es eterna y ella siempre ha existido. Es la madre de todas las estrellas y universos pues ella sostiene nuestro sol. Indirectamente influye en la tierra pues no hay pruebas contundentes que exista de una manera directa. Pero existe por las pruebas que deja indirectamente y en su huella que está en todas partes.

De la nada surge el todo y de ahí nace la dualidad; en las ciencias ocultas cero es igual a nada y uno es igual a todo, es como el código binario que las computadoras necesitan como lenguaje para codificar la información. Un breve ejemplo de la nada y el todo sería: 0101010111010101000001010000010101011111111000101010. Un simple código universal pues todo es nada y nada es todo, al final, por esa gran contradicción es que todo existe en el universo y nada es a la vez. ¿Contradictorio?  Así es el universo de complejo y siempre quedará todo en un misterio pues la vida sigue y seguirá siendo por siempre un misterio sumergido en la oscuridad.

“La misma nada es la duda pero la duda crea todo, pues la duda genera preguntas, y en la duda siempre hay respuestas,  pues se dudo así misma y creo el todo para creer en nada. De tanto pensar explotó y surgió el Big Bang y toda la creación pues en la nada hay sabiduría pues la oscuridad sabe y sabe mucho más de lo que creemos.”


5.00 - 1 voto

Patrocinado

Acerca del autor

JoseHL

1 comentario

  • La noche, la obscuridad, la nada, la sombra y todo lo que encierra su misterio, el propio lado obscuro de la Luna. Caemos inevitablemente en el Ocultismo después de una fatigosa búsqueda existencial en las Ciencias exactas.

Deja un comentario