Sin categorizar

La Trampa Ii



En el ámbito profesional, se aspira por lo general a ocupar una vacante de prestigio, hay ideas erróneas donde se afirma que conseguir el empleo es lo difícil, por experiencia y según argumentos de otros se cree que es lo fácil, hay muchas entidades públicas y privadas que están requiriendo vacantes a diario, hay que estar preparado para ello, teniendo en cuenta los requerimientos. Al ingresar a un espacio laboral entenderá con el tiempo a lo que se enfrenta.

El señor José es una persona con muchos valores éticos  y cree mucho en nuestro Padre Dios, tenía una situación difícil basado en economía, empezó a trabajar en una entidad pública, le dieron la inducción detallada, comprendió lo que debía hacer, al iniciar se encuentra con los compañeros, le dan la bienvenida, y le brindan sus servicios, José se siente aceptado, cuando esta en la oficina los compañeros le llevan café y torta, le dan una palmadita en la espalda, un apretón de mano o un abrazo, eso lo está poniendo muy emotivo, se refleja mucha felicidad en su semblante; han pasado 15 días.

Se le acerca una de los 11 compañeros y con mucha amabilidad, expresa lo emocionada que esta de que haga parte del equipo, lleva una tasa con café y una torta (el menú), necesita hablar con alguien para que la aconseje, le pide el favor que la escuche.

Haciendo un gesto con la mano derecha le dice que tome asiento.

Necesita terminar cinco informes para el lunes, es viernes  y recién lleva tres, pero le toca viajar con urgencia a otra ciudad y llega el domingo a las 7:00 pm, con el objetivo de tratar de solucionar el percance termino por ofrecerse, ello indujo a que se acostara más tarde de la hora habitual.

El lunes a primera hora le entrego lo encomendado.

Le dio las gracias con un fuerte abrazo, un beso en la mejilla y el menú.

Empezó a sentir que dormía menos pero creí que era la presión de la carga laboral y que se estaba adaptando al ritmo, pero con el tiempo lo controlaría.

Los compañeros se reunieron para hacer una integración e invitaron, ante tal amabilidad de ellos como no aceptar, la estaban pasando chévere; uno de los compañeros en medio de su euforia expreso que han sido gentil, hasta hora él no ha sido condescendiente con un detalle, todos los demás se unieron al comentario.

Adquirió un compromiso de darles en el mes un detalle y ser atentos con ellos.

Al retomar la labor, les llevo a cada uno de los compañeros un menú, expresaron amabilidad y recordaron el detalle.

Al día siguiente un compañero necesitaba imprimir dos libros para el siguiente día, era medio día y no había empezado, se acercó a José con confianza, un menú y alabándolo, era poco usual.

A las dos de la tarde se vuelve a acercar con cara de tristeza y expresa el problema, José opta por ayudarle, terminaron a las 11:00pm, está en la casa no tiene sueño, se mira al espejo y nota que algo anda mal, no lo deduce, se recuesta por si logra conciliar el sueño, lo logra, durmió tres horas ya debe estar listo para ir a trabajar.

¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

4.50 - 2 votos
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.
¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

Enrique12

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.