Economía

La verdad detrás del socialismo y del capitalismo

Patrocinado


La verdad detrás del socialismo y del capitalismo - Economía

Si bien es cierto que en la actualidad ha adquirido especial importancia establecer un modelo económico lo más adecuado posible, estos se basan en 2 sistemas económicos que están siendo mayormente debatidos por los principios que defienden (el socialismo y el capitalismo). Entiéndase por sistema económico una estructura o mecanismo que establece tanto la asignación de recursos económicos como la distribución y consumo de bienes y servicios en una economía.

Por un lado el socialismo ofrece una distribución y participación equitativa del capital por parte de la colectividad mientras que por otro lado el capitalismo promueve la libre empresa y la privatización del capital para concentrar el máximo poder de inversión posible. Ambos suenan bastante bien en teoría pero en la práctica algunas veces han sido efectivos y otras no. Sin embargo aún ciertos grupos los defienden a capa y espada como los responsables directos del destino económico de todo un país, mostrando argumentos sumamente rebuscados y a veces mal interpretados.

La verdad es que ambos sistemas no son los únicos responsables del progreso de un país, pues si lo fueran entonces 2 países con un mismo sistema económico tendrían la misma calidad de vida y productividad; pero la diferencia abismal entre algunos países nórdicos y algunos latinoamericanos que funcionan mediante el socialismo demuestran lo contrario. Esto no implica que no funcionen, solo significa que influyen más factores como la cultura de las personas, el ambiente o los recursos más abundantes.

Entre estos el que parecería más preponderante resulta ser las personas en toda su dimensión; es decir la educación que tienen, sus costumbres, valores, etc. Esto es evidente desde distintos puntos de vista, por ejemplo en el caso de un mandatario que aprovecha el socialismo para hacer rico al Estado y no financiar la educación, el que falla es el individuo; así mismo en el caso de un empresario que explota a sus empleados para hacerse rico aplicando el capitalismo al máximo esplendor. Desde la otra cara de la moneda si los ciudadanos son lo suficientemente productivos pueden pagar impuestos en un sistema socialista sin perder solvencia y pueden ser igual de ricos en un sistema capitalista sin tener que pisotear a nadie. Es así que se desvela de manera clara la lógica detrás de estos sistemas.

 

¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

4.30 - 10 votos
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.

Patrocinado

¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

MaxKaiser

3 comentarios

Deja un comentario

Únete a la comunidad de NoCreasNada

¿Te gustaría comenzar a escribir y además poder ganar dinero mientras tanto?
Escribe en NoCreasNada y te pagaremos por las visitas que recibas.

Más Información