Negocios

Las 5 claves de los Judíos para generar Riqueza

Las 5 claves de los Judíos para generar Riqueza - Negocios

Las 5 claves de los Judíos para generar Riqueza

Estas claves te ayudarán a crear negocios de éxito y prosperar en la vida, así que no te lo puedes perder. Examinemos cada una de ellas:

  • Primeramente el conocimiento: ya que el conocimiento es lo único que jamás podrán quitarnos, esto es algo en lo que siempre debemos invertir, el conocimiento nunca está de más. Si tenemos hijos nuestro deber es traspasar nuestros conocimientos a ellos para que puedan mantenerse en la riqueza una vez que ya no estemos y que además puedan incrementarla. Para los judíos es muy importante saber cómo generar riqueza, mantenerla y hacerla crecer con el tiempo; es por esta razón que siempre se educan en todos estos aspectos financieros y luego sus hijos pasan a heredar todo ese conocimiento. Si perdieras toda tu fortuna, podrías hacer otra nuevamente en poco tiempo con sólo tus conocimientos, porque estos no te los podrán arrebatar, ésta es la verdadera fuente de riqueza que los judíos aprecian y valoran tanto.

 

  • Trabaja, ahorra e invierte: desde muy temprana edad los judíos son educados en estos temas, ya que lo primero que heredan es el conocimiento. El Talmud y la Torá son libros que desde pequeños tienen el deber de estudiar, y éstos tienen muchas enseñanzas sobre finanzas; dicen que nuestro dinero debe ser dividido en tres partes iguales: en tierras, que son inversiones seguras pero generan menores beneficios; en negocios, que son inversiones más riesgosas pero que ofrecen mayores beneficios; y la otra parte en efectivo o en el banco para emergencias u oportunidades de inversión que se puedan presentar. Esto es un principio fundamental de diversificar, no significa que exactamente debamos dividir nuestro dinero de esta manera, pero no sería mala idea hacerlo. Un consejo que los judíos dan es que vendas todo aquello que es temporal e innecesario y con esto compres cosas que te generen ingresos, que te den más dinero y así crear tu riqueza.

 

  • Emprende tu propio negocio lo antes posible: su religión no les impide ser ricos, al contrario de otras que condenan la riqueza; por eso siempre tienen ganas de prosperar y no es aceptable para ellos trabajar para otros. Es necesario tener tu propio negocio si quieres prosperidad en tu vida; también los judíos entienden que es de suma importancia la reinversión en dicho negocio. Un ejemplo sería: una persona que no tiene empleo y sólo le queda dinero para alimentar a su familia un par de días más; sabe muy bien lo que podría ocurrirle y decide comprar algo de comida para venderla puerta a puerta y así fructificar su dinero el mismo día; al día siguiente hace lo mismo y la mayor parte de las ganancias las ahorra por un tiempo para comprar un vehículo y cada vez vender más artículos; pasados unos meses esta persona contrata a otra para que le ayude a vender más y así ganar más, él y su compañero; en un par de años esta persona emprende un proyecto más grande y se arriesga invirtiendo en un gran almacén; y así sucesivamente. Se entiende claramente cuál es la idea. Otro aspecto que tienen los judíos es que para ellos el dinero es un medio sino un fin; no hay ningún beneficio al acumular grandes cantidades de dinero sin un determinado fin estratégico para crear más riqueza y tener una mejor calidad de vida.

 

  • Procura una sólida red de contactos: los judíos se han esparcido por todo el planeta entero y esto para ellos ha sido bueno porque se han hecho grandes redes de contactos ya que esto es necesario para emprender negocios exitosos y tener abundancia en nuestras vidas. Cabe también decir que siempre se ayudan entre sí, los unos con los otros, para que de esta manera haya mayores progresos. Su religión les exige esa unión y apoyo para con sus semejantes.

 

  • Crea una limpia reputación: para poder hacer cada vez negocios más grandes e importantes es necesario que poseas una reputación admirable, impecable, ya que esto te abrirá muchas puertas. Es de vital importancia dar un buen trato a todos tus empleados, trátalos con respeto sin importar su raza o credo y nunca los engañes aunque tengas la oportunidad; para los judíos esto es una ley y hace que sus empleados le tengan mayor respeto; también a sus clientes los tratan con respeto para seguir creando mejor reputación y esto es algo que les exige la religión, sus principios bíblicos.

Espero te haya gustado el artículo, que haya sido de gran utilidad para ti y que puedas compartirlo con tus seres queridos para que ellos también sepan cómo crear riqueza, hacerla crecer a través del tiempo y aún después de partir de este mundo, dejarle a sus hijos tu mejor legado. Gracias por leerlo.

¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

4.41 - 37 votos
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.
¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

Saito Brooks

Deja un comentario