Historia

Lo que la historia no debe olvidar Parte I



Lo que la historia no debe olvidar Parte I - Historia

MsC: Genaro N. Carcasés  Carcasés

República de Cuba. Ciudad Guantánamo.

Registro de abogado No.  11415

Es importante que la joven generación conozca las concepciones políticas que el gobierno de EU ha creado con el fin de justificar ante la opinión  mundial que la neocolonización por su parte en América Latina y   particular   Cuba es justa y necesaria para protegerla de las potencias  europeas. Por otra parte este artículo bebe constituir una respuesta a los anexionistas actuales y a los enemigos de la revolución cubana fuera y dentro del país, que desconocen  las verdades históricas sustentadas en documentos que constan en sus propios archivos históricos.

Un nuevo intento de reparto del mundo avanza  en  lo que trascurre del siglo XXI,  las guerras de baja intensidad  en los países de Irak, Afganistán, Libia, Siria, Yemen, los conflictos tribales en el mundo árabe y   áfrica azuzado por el imperialismo yanqui para obtener ganancia mediante la división de los intereses políticos-religiosos locales. Por otro lado las constantes amenazas, chantajes y presiones políticas a la República Democrática de Corea del Norte, Venezuela, Nicaragua  y Cuba, las presiones y sanciones económicas a potencias  nucleares como Rusia y China,  y a cuantos países no obedezcan  sus mandatos, son manifestaciones de su política hegemónica.

Actualmente la expansión de E.U la realiza por otros medios aparentemente humanitarios y que históricamente no es nuevo,  este imperio  ya  lo hizo  a finales  del siglo XIX y principios del siglo XX en Cuba, con la aprobación de la Declaración Conjunta por el congreso de este país y la Enmienda Platt  impuesta a la  constitución de 1901, que  aunque  fue elaborada  por  los  cubanos, estuvieron obligados a adoptar la Enmienda Platt  como apéndice constitucional  por  presión del presidente McKinley, quien comunicó  a los asambleístas que si no se aprobaba la enmienda no se retiraría el ejercito de ocupación, dicha enmienda fue formulada por  EU con el fin de proteger   sus intereses políticos, económicos y militares  en Cuba,  lo que hoy perdura  con la ocupación de la Base Naval  en Guantánamo.

 

La Enmienda Platt  en unos de sus artículos impuesto estableció  que  ´´El gobierno de Cuba reconocía el derecho de E.U. a intervenir en sus asuntos internos siempre que este país lo estimara necesario. ‘Por eso el régimen de ocupación militar de los E.U. duró hasta el 20 de Mayo de 1902 y se inauguró oficialmente la República de Cuba, pero con la condición de los E.U. de retirar su ejército de ocupación solo si se aceptaba la Enmienda Platt  los asambleístas tuvieron que decidir ante este dilema  tener una república, aunque fuese nacida con la soberanía limitada por tal enmienda, lo que  es evidente la coacción  política del imperio. Desde entonces este país se ha considerado árbitro de lo que consideran o no, de manera irrevocable “Un buen gobierno para Cuba”. Actualmente han elaborado  las leyes Helms-

 

Burton y Toricelli, las que se arrogan el derecho de decidir cual es el gobierno títere que los EU apoyarían en Cuba, como el primero, presidido por Tomás Estrada Palma, traidor del Partido Revolucionario Cubano  que fundara José Martí.

Las contradicciones socio económicas del capitalismo internacional, en particular de E.U con  varios de sus  aliados  y China, aunque  este país no    pertenece a bloque capitalista,  es otro ejemplo  de  que   el imperialismo yanqui  impone su predominio en  las esferas de influencias  del  mercado y fuentes de recursos  naturales  cada día pasan a planos más agudos y  convulsos por doquier, no importa a que sistema político pertenezca el país que se le oponga.

Esta lucha  a veces se manifiesta de modo nítido, y otras ocasiones encubiertas y tras litigios de las más diversas características. Por ejemplo la guerra sicológica, acompañada  de atentados y sabotajes contra Venezuela con el fin de subvertir el gobierno legítimo bajo la dirección de Nicolás Maduro. La historia de las agresiones a Venezuela ya fue experimentada  por los E.U en Cuba sin lograr el derrocamiento del socialismo, quedándole  como única opción la agresión armada,  que por demás no  lo lograron  en la invasión por Bahías de Cochinos en 1961. Nunca antes hubo tantos conflictos bélicos como desde la desaparición de la URSS y la eliminación de la Bipolaridad, ni nunca fueron tan generalizadas las contradicciones interimperialistas. Desde la Segunda Guerra Mundial como ahora, cada día se agudizan.

La pobreza no es exclusiva del llamado tercer mundo, también se propaga a vertiginoso ritmo, por las naciones industrializadas de Europa y los propios E.U, donde más de 30 millones de personas están sin empleo, la mayoría en condiciones de pobreza crítica y millones de inmigrantes son explotados como verdaderos esclavos modernos, sin derecho alguno. La tercera parte del universo sobrevive en la extrema pobreza y miseria.

 

A pesar de la desaparición de la URSS, los E.U y las demás naciones capitalistas industrializadas siguen dedicando fabulosas cantidades de recursos, tanto o más que antes a la carrera armamentista y no han desactivado uno solo de sus programas bélicos, como se acaba de confirmar con las revelaciones sobre los preparativos para una llamada Guerra Cibernética. Al capitalismo por su propia filosofía de sistema político de explotación, le es consustancial el racismo, la xenofobia, la drogadicción como negocio transaccional, el control del poder por mafias y desde luego el fascismo como política de expansión por vía de la guerra, es lo que está practicando  E.U en la actualidad, al amparo de la Doctrina de Monroe, la cual ha sido invocada por el gobierno de E.U públicamente contra nuestros pueblos de américa

¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

2.33 - 3 votos
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.
¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

carcases

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.