Salud

Mitos Que Circulan Por La Red Sobre Engordarse…

Mitos Que Circulan Por La Red Sobre Engordarse… - Salud

“Los alimentos light e integrales adelgazan”

Muchos de los alimentos light contienen edulcorantes en lugar de azúcar, pero su composición en grasas o harinas no varía, lo que hace que sigan engordando si se consumen en exceso. En cuanto a los alimentos integrales, aportan una mayor cantidad de fibra, que es beneficiosa para el organismo, pero su aporte calórico es similar a la de los alimentos no integrales.

“Beber agua durante las comidas engorda”

El agua no tiene calorías y, por tanto, no puede engordar, independientemente del momento en que se beba. Al contrario, beber agua durante las comidas aumenta la sensación de saciedad.

“Saltarse comidas adelgaza”

Saltarse comidas aumenta la sensación de hambre y la ansiedad hace que que acabemos picando entre horas o que se comamos en exceso en sentarnos a la mesa. Es más adecuado repartir las comidas en varias ingestas a lo largo del día (no menos de cuatro).

“El pan, el arroz y la pasta engordan”

Los hidratos de carbono son la principal fuente de energía para el organismo y deben representar el 50% de la alimentación diaria. Eliminarlos de la dieta drásticamente altera el metabolismo y puede causar daños.

“Comer fruta después de la comida engorda”

El orden de los alimentos no varía el contenido calórico. La fruta tiene las mismas calorías si se come sola, antes o después de las comidas.

“No se deben juntar hidratos de carbono y proteínas en la misma comida”

Además de que no existe una base científica para esta afirmación, resulta casi imposible separarlos completamente, ya que muchos alimentos contienen una mezcla de hidratos, proteínas y grasas.

“Los suplementos vitamínicos son necesarios para cubrir las necesidades nutricionales”

Una alimentación variada y equilibrada cubre los requerimientos diarios de vitaminas. Si no hay deficiencias reales, administrar suplementos vitamínicos sin prescripción médica puede tener consecuencias negativas para la salud, como la aparición de nuevas enfermedades.

“Los frutos secos engordan”

Los frutos secos no engordan por sí mismos, de hecho, tienen un efecto saciante que puede ayudar a controlar el peso. Pero si se consumen en grandes cantidades y como suplementos de la alimentación sí pueden hacer ganar peso.

“Las grasas vegetales son más sanas que las grasas animales”

Las grasas vegetales o aceites sí son más saludables que las grasas animales, excepto los de coco o palma, que son saturados y, por tanto, perjudiciales.

“Comida rápida y de manera precipitada engorda”

No, es el consumo de calorías en exceso lo que produce un aumento del peso corporal. Lo que sí es cierto es que las personas que comen rápidamente suelen ingerir más cantidad de comida.

“El consumo de sal engorda”

La sal es un mineral y, por tanto, no tiene calorías. Ahora bien, su ingesta puede producir retención de líquidos en personas que padecen trastornos cardíacos, renales o hepáticos, pero retener líquidos no significa engordar.

“Los laxantes adelgazan”

El punto de acción de los laxantes es en el intestino grueso, y la absorción de nutrientes se produce en el intestino delgado; por tanto, no contribuyen a perder peso y el hecho de utilizarlos para ello pone en peligro el estado de salud.

“Las tostadas o las cortezas de pan aportan menos calorías que el muelle (el blanco)”

La composición tanto de las tostadas como de la corteza o la miga es la misma. Sólo cambia el contenido de agua, ya que la corteza y las tostadas contienen menos.

Otros mitos que hay que enterrar…

  • “Cada uno puede tener el peso que desee”. No es cierto. El peso es una constante biológica, como la presión arterial, la frecuencia cardíaca, el nivel de glucosa o colesterol, etc. Está correlacionado con la estatura y es el resultado de factores biológicos, genéticos y ambientales. Al igual que en el caso de otras constantes, hay tablas que marcan los límites entre normalidad y anormalidad: delgadez o sobrepeso y obesidad.
  • Cualquier grasa del cuerpo es mala.
  • Estar degado es saludable.
  • El sobrepeso y la grasa se pueden perder “rápidamente” y sin peligro para la salud.
  • Existe en las mujeres una grasa especial que se llama celulitis.
  • La grasa de la celulitis está producida por toxinas.
  • Se puede reducir el grosor de una parte concreta del cuerpo, especialmente caderas y muslos.
  • Ciertos alimentos o su combinación pueden activar el metabolismo y acelerar la pérdida de peso.
  • Las grasas son perjudiciales e innecesarias.
  • Desde la infancia se debe restringir radicalmente el consumo de grasas para prevenir enfermedades cardíacas.
  • Hacer dieta hipocalórica es saludable.
¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

4.00 - 4 votos
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.
¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

Monfarma

1 comentario

Deja un comentario

Únete a la comunidad de NoCreasNada

¿Te gustaría compartir tus inquietudes y ganar seguidores por todo el mundo?

¿Eres una persona inquieta y quieres descubrir a más gente como tú? 

Únete a NoCreasNada.

Además, te pagaremos por las visitas que recibas.

Más Información