Ciencia

No está Escrito

Patrocinado


Tu destino y tu futuro no está escrito

Tú construyes tu camino.

Hay dos tipos de teorías sobre nuestra vida en un futuro, todo está escrito, o tu rumbo se forja a base de tus decisiones. Personalmente pensar que tengo un futuro escrito, me da la sensación de que haga lo que haga, nada valdrá la pena. Sentir que no puedo elegir, que mi destino ya está decidido, es una postura que para mí, hace que vaya contra mis ideales.

Tus decisiones construyen un sendero, paso a paso, dejando huellas que puedes corregir. Hay algunas cosas que en definitiva, no puedes cambiar, porque ya están hechas por ti, pero sí puedes mejorarlas para acercarte más a tu destino, cómo te gustaría que fuera.

Somos seres que llegaron a esta vida y a este mundo con un propósito, aprender algo que seguramente en otra vida no lo aplicamos, y cómo tenemos otra oportunidad, aquí estamos. Pero, sea cual sea nuestra voluntad, aun así podemos ejercerla haciendo lo que mas amamos, hacer aquello que cuando lo hagamos, sintamos esa sensación de placer y satisfacción.

Nuestro destino no está escrito, nosotros somos los dueños de nuestras acciones, y tenemos el poder de elegir, hacernos responsables de saber que es lo que nuestro corazón quiere. El mañana trae sorpresas inesperadas, dándote todo los recursos para que puedas salir adelante, si observas con atención, la vida te tenderá la mano incontables veces, siempre y cuando, tu actitud sobrepase los límites.

Cuando encuentres aquello que amas con pasión, la vida se convertirá en una escalera mecánica, y tu solo tendrás que hacerle mantenimiento a veces, recuerda, dar para recibir. Convirtiéndote así, en el dueño de tus sueños.

P.D: Nadie es dueño de la verdad. Esto es solo una reflexión personal, tú puedes tener una totalmente distinta.

¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

0.00 - 0 votos
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.

Patrocinado

¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

Ancalime

2 comentarios

Deja un comentario