Anuncios
Sociedad

Para Ti, Que Vas A Ser Mamá

Para Ti, Que Vas A Ser Mamá - Sociedad

A ti, que has visto ese positivo en el test y estás inundada de emociones. Que no sabes si reír o si llorar. Que de repente eres consciente de que toda tu vida va a experimentar el cambio más grande que te puedas imaginar… enhorabuena. Felicidades, porque ser la portadora de una vida, es lo mejor que nos ha podido regalar la naturaleza a las mujeres. Porque eres fuerte, eres poderosa y saldrás adelante con tu bebé pase lo que pase. 

Que momento tan intenso verdad? Ver cómo se marcan esas dos rayas…. todavía se me pone la carne de gallina de recordarlo. Quizá tú llevabas meses, años o toda la vida esperando ese positivo. O quizá esto es para ti un marrón de campeonato y te sientes perdida, inmóvil y sin saber que hacer. Estás inundada de sentimientos encontrados, en una vorágine emocional y aún así, de repente todo tu cuerpo y tu mente se centran en esa vida que llevas dentro, sin poder pensar en otra cosa. Dejando de lado tu ser, para vivir por y para esa personita.

La maternidad es una experiencia maravillosa, pero que no siempre llega como la esperamos y que conlleva una grandísima responsabilidad. Además, no siempre se muestra ante nosotras con una cara amable. Y precisamente eso es de lo que vengo yo a hablarte, de esa cara amarga que nadie te va a contar que existe. De todas esas cosas que pueden pasar y que los demás obvian comentarte porque “no es correcto” decirle eso a una embarazada.

Parto de la base de que vivimos en una sociedad que quiere estar permanentemente anestesiada ante todo lo negativo. La máxima de hoy en día es no sufrir, no pasarlo mal, no tener que esperar, no tener que aguantar… que todo sea liso y llano. Y cuando no lo es, nos deprimimos, nos hundimos, nos enfadamos y maldecimos nuestra existencia. Creo que vivimos en un mundo en el que hay una tremenda falta de tolerancia y aceptación ante el sufrimiento, ante lo malo de la vida y yendo más allá, ante la muerte.

Debes saber que muchos embarazos se desarrollan con normalidad y sin complicaciones, pero tengo que decirte que muchos otros no van tan bien y otros tantos acaban mal, muy mal.

Ante todo por favor, te lo ruego, NO TE ASUSTES. No estoy aquí para meterte miedo porque no hay nada que temer, pues los seres humanos estamos preparados para superar cualquier circunstancia y tú, como mujer y madre que ya eres, tienes ese poder mucho más desarrollado. Pero es una realidad aplastante que los embarazos de alto riesgo existen. Los desprendimientos de placenta, la rotura prematura de bolsa, los nacimientos pretermino, los bebés con malformaciones y la muerte perinatal o post nacimiento existen. Va a soñarte duro, quizá ahora cierres esta página y dejes de leer, pero esto es lo que deberían contarte y nadie lo hace:

**Tu bebé puede venir mal y puede morir tanto dentro, como fuera de tu útero. Puede que tengas que dar a luz a tu bebé muerto y puede que tengas que traerlo al mundo sabiendo que morirá a las pocas horas. Y no, no podrán dormirte para que no vivas el proceso de ver cómo nace sin vida, si esto te sucede tendrás que soportar todo el parto**

Por tanto tienes que estar preparada y hacer un ejercicio de conciencia en el que aceptes que pase lo que pase tú ya eres madre y que al igual que en tu día a día hay cosas que salen mejor y otras peor, tu embarazo puede tener complicaciones y no ser lo que tú esperabas.

Se pueden evitar las complicaciones asociadas al embarazo? Pues depende, algunas si y otras no. Lo que te garantizo es que tú no tienes la culpa de que las cosas se tuerzan. Nadie quiere que su bebé sufra o esté en peligro y todas las mamás (o eso quiero pensar), hacemos  siempre lo mejor para nuestros retoños. (Aunque eso suponga estar postrada en una cama durante 9 meses, comiendo la verdura y fruta que no te has comido en toda tu vida y viendo series de Netflix para no volverte loca).

Asi que relájate, conecta con tu yo más profundo y después conecta con esa pequeña vida que tienes dentro. Confía en ti y en tu capacidad de superar todo lo que el destino te tenga preparado. Acude a tus visitas médicas, lee, infórmate, haz todas las pruebas que tengas a tu alcance que te permitan controlar tu embarazo y saber en todo momento como está ese pequeñín o pequeñina.

Y si algo se tuerce, algo va mal y no sale como tú esperabas piensa que en la vida, la mayor parte de las cosas no salen como esperamos y tenemos que aceptarlas como vienen, tratando de gestionarlas para ponerlas a nuestro favor.

Dicen que las redes sociales idealizan todo lo que muestran y por tanto han idealizado también la maternidad. Y yo lo pensaba también, hasta que me di cuenta de que en realidad somos nosotros quienes nos enganchamos a la parte bonita de la vida que nos muestran esas personas y rechazamos todo aquello que no nos muestre esa perfección. Porque claro, quien quiere ver penas o desgracias?? Con lo jodidamente jodida que es la vida pues al menos ver cosas agradables verdad?? Pues si, estoy de acuerdo con que hay que rodearse de cosas positivas y que nos den alegria, pero nunca debemos de olvidarnos de que eso que nos muestran en redes y que nosotros vemos es solo una parte de la vida de esas personas y desde luego el mensaje de “vida de color de rosa” no es un mensaje real. Por lo que creo que deberíamos de ser nosotros los que reconducieramos lo que vemos y como lo interpretamos y no echar balones fuera culpando a las redes.

Así que si querida amiga, te enfrentas a uno de los mayores retos que tendrá que superar tu cuerpo y tu mente. No solo pasarás por un embarazo con todo lo que ello conlleva (estrías, náuseas, acidez, mareos, dolores en sitios que no sabias que existían en tu cuerpo, sudor y gases, muuuuuchos gases) sino que te enfrentarás a un parto y a la llegada de un bebé. Sin olvidarte que en cualquier momento todo ese proceso se puede torcer y complicar teniendo un final triste y no como tú esperabas.

Por tanto te aconsejo que cojas aire y te relajes. Que disfrutes cada pequeño paso que vayas dando con tu bebé y que aceptes que pase lo que pase tú ya eres MADRE.

En el próximo artículo os hablaré de mi experiencia con el embarazo y de cómo yo tuve que reeducarme para poder soportar todo aquello a lo que iba a tener que enfrentarme. Si quieres seguir mi día a día en fotos, puedes echar un ojo a mi cuenta de Instagram: “Madre a todo riesgo”. Porque si, ser madre es un deporte de alto riesgo!!!

 

Anuncios
¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

4.45 - 11 votos
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.
¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

MadrePeriodistaFrustrada

Deja un comentario

Únete a la comunidad de NoCreasNada

¿Te gustaría compartir tus inquietudes y ganar seguidores por todo el mundo?

¿Eres una persona inquieta y quieres descubrir a más gente como tú? 

Únete a NoCreasNada.

Además, te pagaremos por las visitas que recibas.

Más Información