Cine y Televisión

Peppermint: La Búsqueda Implacable Femenina

Peppermint: La Búsqueda Implacable Femenina - Cine y Televisión

Luego de que se estrenara Taken, que gracias a una narrativa simple y directa aplicada a un actor sólido y creíble como Liam Neeson, la historia del vengador anónimo a lo Charles Bronson refloreció y dio como dos secuelas de la misma historia y hasta otras historias de acción con figuras en retroceso como John Wick, que trajo de nuevo a la acción al pétreo pero carismático Keanu Reeves.

Pero si algo faltaba a esta suerte de revival del género y de la historia del justiciero que es obligado a volver a la acción, era la versión femenina. Y si es a cargo del mismo director de la Taken original y con Jennifer Garner (Alias) mucho mejor.Imagen relacionada

La historia de siempre y que siempre funciona.

La vida de Riley North (Garner) da un vuelco cuando su esposo e hija son asesinados por una pandilla narco. Al comprobar que no tiene posibilidades de conseguir que los responsables paguen, huye para intentar hacer justicia por su cuenta.

A diferencia de lo que sucedía en Taken, Punisher, o historias por el estilo, la transformación de Riley no parece ser un punto de interés. A su personaje solo se le da tiempo (unos cinco años) para que desaparezca y resurja convertida en una experta en tácticas mortales y en actuar bajo el radar de cualquier organismo de defensa. Tampoco es que haga mucha falta (solemos odiar las sobre explicaciones) pero no deja de resultar curioso ese aspecto de la narrativa, que comienza en la actualidad, un aniversario más de la muerte de su familia, y motivación más que suficiente para que Riley haga de las suyas.

Lo que hace la diferencia.

A simple vista, pareciera que los contratiempos de la pobre Riley solo se producen al principio de la historia y sus debilidades no aparecen hasta los últimos momentos de la cinta. Literalmente es una máquina implacable de matar y de calcular consecuencias, algo un tanto diferente a lo que viene sucediendo en las películas de acción más representativas, en las que el camino del héroe está más que lleno de dificultades. Pero queda claro que es tan fácil empatizar con cualquier personaje que ejecute Jennifer Garner, que la apuesta va por ese lado. Y para quien hemos disfrutado de la personalidad avasallante de la blonda en Alias, no deja de ser una motivación enorme.Imagen relacionada

 

¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

2.00 - 5 votos
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.
¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

Henry Drae

Deja un comentario

Únete a la comunidad de NoCreasNada

¿Te gustaría compartir tus inquietudes y ganar seguidores por todo el mundo?

¿Eres una persona inquieta y quieres descubrir a más gente como tú? 

Únete a NoCreasNada.

Además, te pagaremos por las visitas que recibas.

Más Información