Sociedad

El “PERDÓN” visto desde otra perspectiva.

Patrocinado


el perdón

“Perdona siempre a tu enemigo. No hay nada que le enfurezca más”.

Oscar Wilde.

 

Muchas veces decimos: “¿Pero cómo lo voy a perdonar después de lo que me ha hecho?” o “Nunca lo voy a perdonar”. Mira de forma diferente el perdón. aprende a liberarte de los resentimientos.

El resentimiento, según el diccionario, es aquel sentimiento persistente de disgusto o enfado hacia alguien por considerarlo causante de cierta ofensa o daño sufridos.

La etimología de la palabra es “Re” (Volver) “Sentimiento” (Sentir) VOLVER A SENTIR. Esto pasa cuando no perdonas a alguien. Por el contrario, le deseas lo peor y vives enojado.

¿Cómo podemos ver de otra forma el perdón? Bueno, enseguida te muestro 3 razonables argumentos para que perdones y vivas sin resentimientos.

  •  ¿Sabías que el perdón es para ti? Así es. Imagina: estás enojado con alguien porque te humilló delante de muchas personas, si decides perdonarlo, él no lo sabrá. El perdón es para ti. En realidad estás molesto con tu persona, quizá por haber permitido el abuso. No es necesario ir y decirle al otro “Te perdono”. Simplemente perdónalo y perdónate desde tu interior. Notarás la paz que surge al eliminar tantas emociones negativas.
  • 2. El perdón te da madurez. Porque nos hace comprender que no sirve de nada vivir con sentimientos negativos que se van añejando, y por tanto, son más difíciles de quitar con el tiempo. Perdonamos y le damos la mano a quien intentó herirnos. Mientras el otro parece un niño haciendo berrinches, tú luces seguro de ti mismo, sin rabia, sin resentimientos. 
  • 3. El perdón puede ser un modo de vengarse. Lo digo por experiencia propia. Una vez tuve una gran discusión con un amigo. Yo estaba furioso, si lo veía por la calle o hasta en una foto, mi ira regresaba. No planeaba dirigirle la palabra nunca más. Pensé que él se sentía igual de miserable, pero un día llegó y me saludó con despreocupación, como si nada hubiera pasado. No le respondí y me fui furioso de ahí. Me sentí aún peor por saber que él no le daba importancia a la discusión. Fue un gran modo de vengarse. 

 

“Cuando perdonamos nos hacemos superiores a nosotros mismos”.

-Doménico Cieri Estrada.

¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

5.00 - 1 voto
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.

Patrocinado

¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

Felicritor

Escritor persistente. Defensor de los derechos de los animales. Tipo agradable, mexicano. Lector voraz. Filósofo de medio tiempo. Deportista de día, Batman de noche. Contenido original. Creatividad por defecto. Ambicioso y obstinado. Disfruta mi blog.

Deja un comentario