Política

Por qué votar a Vox es la mejor opción si eres ecologista



Por qué votar a Vox es la mejor opción si eres ecologista - Política

El Partido Vox España es una formación patriótica, excisión del PP; pero que es apoyada por toda clase de personas e incluso antiguos votantes de Podemos. Es denostado por los partidos del Régimen del 81, y por la extrema derecha, la extrema izquierda, y el islamismo. Nec Odio nec timore; sin odio y sin miedo, como James Bond. James Bond no odia a los malos, y no teme a nada; simplemente es decidido, patriota y se centra en su objetivo. Así somos en Vox. Para ser útil hay que ser responsable; para ser responsable, hay que ser libre; para ser libre, hay que actuar movidos por lo que amamos y queremos defender, y no llevados por el odio-miedo que esclaviza y aborrega.

Por qué un ecologista en España debería votar a Vox, en sencillas palabras:

Inmigración masiva: La emigración africana no se ha frenado con las tres décadas de crecimiento económico espectacular de este continente, sino al contrario, se ha multiplicado. Esto es porque el surplus se ha invertido y se invierte en tener muchos más hijos, y no en desarrollo humano. Si usted viviera en, digamos, Nigeria o Zaire, y defendiera que hay que imitar a los europeos de hace un siglo y tener tres hijos en lugar de diez o doce para poder desarrollar la educación, la tecnología, la salud y la seguridad a niveles occidentales, tendría un enorme problema. El problema, es que los líderes religiosos, políticos, tribales, misioneros cristianos y yihadistas, todos dirán: «No, es mejor tener muchos hijos, tantos como podamos, y mandarlos a Europa porque así mandan divisas, y cuando puedan se llevan la familia allí.»

Por poner un sólo ejemplo: Nigeria, la potencia económica del continente por encima ya de Sudáfrica, tenía en 1950 30 millones de personas: los mismos que España. Hoy España tiene 47 millones; Nigeria, 190 y añadiendo millones de personas cada año. Esto hace que se acrecienten las desigualdades en el país, se destruya más rápido el medio ambiente, se formen ciudades de chabolas, desaparezcan las tribus tradicionales, y se formen sectores jóvenes que suponen la mayor parte de la población, y el mercado de trabajo, pese al boom, no puede asumirlos. El norte está quedando en manos de Boko Haram, los yihadistas mata-elefantes, y los nigerianos con ahorros mandan a sus hijos a Europa. Con un crecimiento económico mucho más rápido que España, la bomba demográfica nigeriana imposibilita en cambio la protección de la naturaleza y la estabilidad social. Al permitir y subvencionar incluso la llegada ilegal de nigerianos a España, favorecemos este grave problema que lo es también para los países limítrofes. Cerrar el grifo es el primer paso para curar a esta nación, y tantas otras en África, que necesitan reducir su población para poder afianzar sus logros humanos incipientes.

 

África tiene un boom económico que dura ya décadas. Para referencia, el crecimiento del PIB mayor de la Historia de España fue del 6%, pero sólo un año, y justo antes de la crisis.

En los últimos 20 años la mayor parte de los grandes mamíferos africanos, los de El Rey León, han desaparecido. El león, la jirafa, el rinoceronte, el hipopótamo, el guepardo y muchos otros animales y plantas están al borde de la extinción, y algunos ya se han despedido para siempre. La causa es el crecimiento demográfico disparado (por cada africano que había hace un siglo, ahora hay once), que demanda cada vez más energía, más suelo, más agua, y más destrucción. La gente tala los árboles para calentarse y mata o vende los animales protegidos que encuentran para ganar dinero o dárselo al imán; los tabúes ecológicos han desaparecido porque donde come uno, no comen once; ni siquiera con la revolución agrícola y los transportes de hoy día. Las multinacionales y los traficantes se benefician de la situación; pero la causa verdadera es la bomba demográfica, verdadera declaración de guerra a la vida salvaje (y las tribus paleolíticas y neolíticas) que supuso la descolonización, la revolución agroindustrial, la religión islámica y cristiana y las ambiciones de poder de ciertos grupos étnicos sobre el resto. Todo ha sido posible gracias a la actividad misionera, las oenegés, y la política de «fronteras abiertas» en Europa.

El crecimiento demográfico en los últimos años ha sido muy desigual; y se espera que en las próximas décadas se agudicen estas diferencias

La propuesta de Vox de volver a defender nuestras fronteras y expulsar a los ilegales,  ayudaría a conservar la rica biodiversidad y diversidad cultural de España al no favorecer la ocupación de cinturones verdes con chabolas, la urbanización masiva, el consumo cada vez mayor de recursos y la preservación de nuestra lengua, cultura e instituciones -fundamentales para proteger a su vez la naturaleza que es nuestra responsabilidad. Pero, sobre todo, cancelaría el sistema perverso según el cual la explosión demográfica no es tratada por los líderes africanos como un problema (al menos de sus países) y además sale a cuenta, en términos de divisas y de externalización de consecuencias humanas negativas (los jóvenes en paro y los delincuentes, son animados a irse de África). La explosión demográfica, posibilitada por los medios de salud, alimentación e higiene modernos y financiada por oenegés y por la economía boyante africana, está condenando a la desaparición a etnias enteras, creando problemas de contaminación enormes, imposibilitando la estabilidad y el desarrollo humano, y sobre todo, está acabando con el tesoro de diversidad del continente más diverso en términos naturales y humanos. Diversidad que se va para siempre.

La explosión demográfica es un cáncer: un cáncer es, en su definición, un crecimiento anómalo y exponencial de células del propio cuerpo, que va poco a poco minando la salud de todo el organismo. El cáncer demográfico no se remedia, como propone el globalismo, facilitando la emigración masiva para que forme metástasis en otros lugares; sino actuando donde se genera el mal, y cambiando el proceso de crecimiento infinito por el desarrollo sano y finito de las poblaciones.

Sin embargo, si la emigración a España y Europa deja de ser posible, la pelota vuelve a donde se genera el problema; las sociedades africanas, musulmanas, cristianas o animistas, que no han aprendido la necesidad de controlar la población para preservar el legado y desarrollar el futuro. Las voces ecologistas y pro-democracia en África, tendrían por fin capacidad para imponer su mensaje de desarrollo humano frente al desarrollismo. Un mensaje social para África, y no sólo crecimiento económico; y de conservación de las especies y culturas del continente y no de creación de masas humanas hacinadas, alienadas y dispuestas a todo para comer.

Más info en este enlace: https://biomatinablog.wordpress.com/2016/03/23/explosion-demografica-impacto-ambiental-social/

Controlar las fronteras y expulsar a los inmigrantes ilegales, lejos de ser inhumano, es condición necesaria para salvar a África y para que dentro de treinta años haya elefantes, leones o guepardos. Los partidos ecologistas no pueden hacerlo; porque son rehenes de la izquierda radical que es globalista, progresista y por tanto, enemiga en la práctica de la herencia que tenemos que preservar para las futuras generaciones. Yo lo sé bien, porque en mi juventud fui activista del ecologismo muy implicado, durante quince años; al final me frustró mucho ver como la última palabra la tenían voces que pensaban más en rojo que en verde.

Por eso un ecologista en España tiene que pensar en verde, y votar a Vox, el único partido que de veras apuesta por recuperar las fronteras, y con ellas el cambio real en nuestro modelo civilizatorio, aquí y al otro lado del estrecho. Por España. Por África. Por el futuro de la Diversidad.

¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

2.14 - 7 votos
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.
¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

DiegoT

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Únete a la comunidad de NoCreasNada

¿Te gustaría compartir tus inquietudes y ganar seguidores por todo el mundo?

¿Eres una persona inquieta y quieres descubrir a más gente como tú? 

Únete a NoCreasNada.

Además, te pagaremos por las visitas que recibas.

Más Información