Cine y Televisión

RESEÑA: La mejor historia de amor de todos los tiempos

RESEÑA: La mejor historia de amor de todos los tiempos - Cine y Televisión

Y tú qué pensabas que tu mejor amiga tenia un novio feo, llega “The shape of water” un “romance” salido de lo más profundo de la mente del director y guionista, Memo (Guillermo del Toro), así le digo yo porque somos cuates.

Reseña de The Shape of Water

The Shape of Water se va desarrollando en la década de los sesenta, en un Estados Unidos hundida en la Guerra Fría. Elisa, una mujer muda y solitaria, trabaja en el área de mantenimiento de un laboratorio del gobierno, obvio así no dice nada. Ella y su compañera Zelda, descubren que en el laboratorio hay “algo”, es decir, una criatura llamada The Asset.

 

Esta criatura es un anfibio antropomórfico qué pasa los días en un tanque de agua, donde Strickland, el encargado de la criatura, el cual le tiene un repudio enorme, golpea y electrocuta cada vez que puede al criatura, como demostración de su poder y superioridad.

 

Elisa, es quien se va identificando con la criatura, es una mujer de 40 años muda, solitaria y que comparte un apartamento con un artista grafìco gay, por suerte tiene un montón de gatos a su cuidado. Poco a poco va naciendo una amistad entre Elisa y la criatura, la cual es sumamente inteligente y al poco tiempo aprende el lenguaje de señas para comunicarse con Elisa, quien cada vez que puede visitarlo le regala huevos hervidos, que son sus favoritos. Ahora cada vez que Strickland lo golpea es un poco más soportable para la criatura, interpretada por el magnifico Doug Jones. Si te suena este nombre, él hace a otro personaje casi igual a la criatura de The Shape Of Water, también en una película de Memo llamada HellBoy.

 

Por fin Elisa ha encontrado a alguien que es capaz de verla como lo que de verdad es, y no como una discapacitada, esto hace trascender cualquier tipo de barrera social. Luego de esto se desarrolla uno de los momentos más románticos después de que Joaquín Phoenix se enamorara de un sistema operativo, Memo logra hacer que The Shape of Water llegue a ser una historia atemporal, explorando temas que aún son tabú en nuestra sociedad.

the shape of water.jpg

Sally Hawkins, como Elisa, logra plasmar como una mujer introvertida empieza a evolucionar a causa de su nueva relación, y esta la ayuda a quitarse sus inhibiciones, ahora Elisa tiene las agallas y la motivación para hacerle frente a Strickland, el villano, para salvar a su amado.

Es una película excelente, se nota mucho que está dirigida por Memo, ya que tiene esos toques sensacionales donde no se adapta a las leyes físicas de nosotros, como por ejemplo la escena donde inundan un cuarto para que los personajes puedan nadar juntos, esto no es un simple error, sino que ayuda a darle cierta profundidad a la historia entre los dos personajes principales.

Aunque Memo también tiene ciertas fallas, como el parecido a otras de sus obras, HellBoy cof! Cof!. Pero si que es cierto, The Shape of Water viene a cuestionarnos sobre nuestra tolerancia y aceptación en estos tiempos (bueno desde siempre) en el que la intolerancia ha sido la causante de muchos males.

Vayan a ver The Shape Of Water, Guillermo del Toro tiene esa facilidad de darnos una cátedra sobre humanismo y tolerancia con una película de ficción.

No por nada está nominada a 13 categorías en los Oscar.

¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

4.00 - 1 voto
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.
¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

UserX

Deja un comentario

Únete a la comunidad de NoCreasNada

¿Te gustaría comenzar a escribir y además poder ganar dinero mientras tanto?
Escribe en NoCreasNada y te pagaremos por las visitas que recibas.

Más Información