Viajes y ocio

Stu Ungar La Leyenda Del Pocker

Stu Ungar La Leyenda Del Pocker - Viajes y ocio

Stuart Errol Ungar (Nueva York, 8 de septiembre de 1953 – 22 de noviembre de 1998) fue tres veces campeón del Main Event de los World Series of Poker (1980, 1981 y 1997) pero su vida estuvo plagada de excesos que finalmente acabaron con él: la leyenda fallecía consumido por las drogas.

Ungar nació el 8 de septiembre de 1953 en el Lower Manhattan. Su padre, Isidore Ungar regentaba un bar pero su verdadero trabajo era llevar apuestas para la mafia. Aunque su familia intentó alejarlo de la influencia del juego, con apenas 8 años ya ayudaba a su padre a llevar las apuestas y con 10 apostaba en el hipódromo. Stuey tenía coeficiente de genio, pero aunque adelantó algún curso en la escuela nunca llegó a ser un buen estudiante. Cuando su padre murió abandono la escuela para mantener a su madre (que estaba enferma) y a su hermana. Tenía 15 años y aparentaba 7. Consiguió un trabajo de dealer en un garito y hacia el que seguramente fue el único “hustle” de su vida. Su compinche empezaba a jugar Gyn Rummy y cuando le quedaban pocas fichas les pedía a sus rivales que dejaran jugar a su “sobrino”, que procedía a limpiarlos. Por esta época conoció al gánster Víctor Romano, que a cambio de un 20% de sus ganancias lo protegía. Romano tenía también coeficiente de genio (en la cárcel se había memorizado el diccionario entero), era un gran jugador de bridge y seguramente fue la verdadera figura paterna de Ungar. Ungar empezó a jugar por toda la ciudad acompañado por guardaespaldas y bancado por la mafia. El juego de Ungar era el Gyn Rummy, un juego parecido a nuestro chinchón pero de 10 cartas. Stu era un adolescente que necesitaba cojines en la silla para llegar a la mesa, pero disfrutaba humillando a sus rivales a cada paso, les leía sus manos en alto y se burlaba de ellos. En una ocasión un rival intento darle con una silla en la cabeza y según Ungar poco después apareció muerto. Según crecía su fama en Nueva York, la gente le tenía más ganas. Desde Canadá vino para darle una lección el mejor jugador del momento. Stu tenía 16 años y no le dejó ganar ni una mano. 81 a 0. Poco a poco nadie quiso jugar más con él. Si Stu no tenía rival con las cartas, en las apuestas era todo lo contrario. Tiraba el dinero en cualquier tipo de apuestas.

Se marchó a Miami y a Los Angeles buscando mejores partidas, pero pronto quedó claro que el siguiente paso era Las Vegas adonde llegó en 1976, desesperado por conseguir dinero con el que pagar sus deudas. Nada más llegar ganó un torneo de 1.500$ de Gyn que le reporto 50.000$. En las últimas dos manos canto carta por carta lo que tenía su rival en la mano. Pagó parte de su deuda, pero seguía presionado. Consiguió organizar una partida contra Danny Robinson, otro grandísimo jugador que es más conocido por ser el compañero de Chip Reese en su desembarco en las Vegas. Los 100.000$ que le ganó le permitieron pagar sus deudas e instalarse en Las Vegas definitivamente junto con su novia Madeline Wheeler y el hijo de esta, (se casarían en 1982 y Stu adoptaría a su hijo). Stuey vivía en un universo propio. No tenía documentos de identidad, cuenta en el banco, ni sabía las cosas más elementales de la vida diaria. Pensaba que el valor de los cheques venia de la firma de cada uno, y cuando vivía en una mansión con un bankroll de varios millones le cortaron la luz por falta de pago. También son muy famosas las anécdotas de los coches que destrozo “¿por qué nadie me dijo que había que ponerles aceite?”. Ungar había conseguido que nadie quisiera jugar al Gyn con él, ni siquiera dando ventaja así que empezó a jugar al Black Jack. En una ocasión cuando ganaba más de 83.000$ en el Caesar Palace, el mánager cerró la mesa. Indignado canto exactamente las 18 cartas que quedaban por salir. Poco después se le negaba la entrada en casi todas las mesas de Black Jack y por cierto desde entonces el Black Jack se juega con un mínimo de 4 barajas. Claro que eso era poco. Ungar ofrecía apuestas a que podía decir las cartas que faltaban en un mazo de múltiples barajas. Finalmente Bob Stupack acepto la apuesta 10 a 1 que no podría cantar las últimas 3 barajas de un total de 6. Ungar predijo correctamente las últimas 156 cartas sin equivocación y se ganó 100.000$ y la amistad de Stupak. En 1982 Stu fue denunciado por un casino de Atlantic city por “capear” la apuesta. El casino alegaba que había hecho trampa al poner más fichas tras la mano. Bastante ridículo para alguien de sus habilidades. Aunque la multa era de 500$ los llevó a los tribunales y se dejó más de 50.000$ en abogados para probar que no era un tramposo (contar cartas no era ilegal). Habiendo quemado otro juego cartas, finalmente llegó al póker. La primera mano de póker de Stu fue un día de 1978. Se sentó en la mesa más alta de póker de las Vegas y puso 20.000$ en la mesa. Texas No-Limit. 15 minutos después se habían esfumado. 36 horas más tarde los había convertido en 47.000$.En 1980, a los 24 años, juega su primer WSOP y gana a Doyle en el HU. Se ha comentado que era el primer o segundo torneo que jugaba. Por si fuera poco, al año siguiente revalidó su título. En toda su vida participó en 30 torneos de alto buy-in y ganó 10. En aquella época solo estaban las WSOP y el “Amarillo Slim Super Bowl”. Ganó las dos 3 veces. Su juego ultra agresivo y su capacidad de lectura le hacían perfecto para esta modalidad.

 

¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

1.00 - 2 votos
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.
¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

omi67

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Únete a la comunidad de NoCreasNada

¿Te gustaría compartir tus inquietudes y ganar seguidores por todo el mundo?

¿Eres una persona inquieta y quieres descubrir a más gente como tú? 

Únete a NoCreasNada.

Además, te pagaremos por las visitas que recibas.

Más Información