Sociedad

¿ Truco O Trato ?

¿ Truco O Trato ? - Sociedad
      ¿Truco o trato?

 
¿ Quién no ha estado nunca en una cocina donde la comida es de mala calidad? Seguramente todos o la gran mayoría hemos experimentado algo así

Como la mayoría de ustedes, un servidor, ha ido a infinidad de restaurantes a degustar sus manjares, cada uno con su estilo pero idéntico objetivo; seguramente nunca o casi nunca, habremos reparado en el hecho de las condiciones en las que se encuentra el interior de la cocina del local de turno; tampoco nos preguntamos como si el modo de preparar los alimentos, es el adecuado…muchos por no decir la mayoría, tendremos alguna objeción, pero mientras la tripa quede llena, se queda todo en eso, una objeción.

Digo toto esto porque, cuando el magnate escocés de la cocina Gordon Ramsey, se coló con todos sus secuaces en las casas de este país ofreciendo auténticas calamidades de la restauración, lo contemplábamos con gracia, nos resultaba entretenido ver como salían a relucir las miserias de un negocio gastronómico; para no ser menos, en nuestras fronteras, también existía el Vivaldi nacional de los fogones; el salvador de los comestibles, aceptó el reto de, acompañado por su particular séquito, indagar en las cocinas de cualquier rincón del país, buscando sus verguenzas; cierto es que lo llamaban buscando su ayuda, pero el poder televisivo es tan grande que solo había que colocar una pieza inexistente para tener el puzzle perfecto. Gracias a este buen hacedor de la restauración, hemos visto más grasa que el ” Prestige” y más congelados que en el Ártico, pero tanta grasa, atiborraba en demasía al respetable, únicamente sus ingeniosas directas o indirectas, daban un toque de picante a tanta catástrofe. Las personas, cuando estamos al borde de la deseperación, hacemos cualquier cosa para retomar la senda correcta, y de eso se valen los que acribillan al prójimo por un % de audiencia.

Precisamente, uno de los mayores éxitos de audiencia, ocurrió en un restaurante del barrio barcelonés de l’Eixample; una persona la cual veía como su negocio caía en picado y no sabía o podía revertir la situación, gastíó su último cartucho encomendándose al gran Gurú de las sartenes; la suciedad tenía ya su papel fijo, pero alguien quiso ir más allá; una mente privilegiada tuvo la brillantez de usar un maldito roedor ( como decía el gato de Pixie y Dixie ), en garantía de éxito.

Si dejas que te adorne el horno con un roedor, te cambiamos el local de arriba abajo…..truco o trato; el desconsolado dueño del local, aceptó el truco pensando que saldría ganando con el trato, pero la realidad es que a día de hoy, las persianas de su restaurante están bajadas y su única vía de salvación es Cáritas.
Si dejas que te adorne el horno con un roedor, te cambiamos el local de arriba abajo…..truco o trato
Quiero decir con todo esto, que, en un principio todos, creíamos que si aquello estaba allí, era por dejadez del personal…nadie reparó en el hecho de que, nadie ( y menos la TV ), soluciona los problemas con una simple llamada telefónica pidiendo ayuda. Antes que el hubo muchos, pero tan solo eran espectáculos; todavía tenían guardado el número final.

El truco o trato gastronómico ya es ” vox populi”, así que tocaba cambiar el continenete sin olvidar el contenido; esta vez, el centro de la diana, está en los hospitales…como la obra esté representada de la misma forma, pobres enfermos.

 

 

¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

4.00 - 1 voto
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.
¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

Marc Dominguez

Deja un comentario

Únete a la comunidad de NoCreasNada

¿Te gustaría compartir tus inquietudes y ganar seguidores por todo el mundo?

¿Eres una persona inquieta y quieres descubrir a más gente como tú? 

Únete a NoCreasNada.

Además, te pagaremos por las visitas que recibas.

Más Información