Política

“VENEZUELA” Su Rostro Migratorio

“VENEZUELA” Su Rostro Migratorio - Política

Después de una pesada mañana laboral y un poco hambriento, me dirijo a casa conduciendo mi automóvil por mi pequeña ciudad natal (Yopal, Colombia). Con el calor sofocante y un sol ardiente que caracteriza mi tierra, esperando el cambio de un semáforo se me acerca un caballero entre unos 20 y 25 años, eso sí carismático y sonriente; me dice con su reconocido acento venezolano: “Patrón te limpio el vidrio”, gustosamente acepte. Mientras el joven limpiaba el vidrio de mi auto, su pequeña hija me ofrece una paletica de dulce y pregunta si tengo dinero, mirándome fijamente con un rostro desorientado sin comprender porque pido a un extraño unos cuantos pesos.

Esta imagen redactada se repite todos los días sin descansar para obtener el sustento diario. Quizás se familiaricen de esta inestabilidad con mayor porcentaje nuestra américa latina. Y es que no se ustedes, pero al divisar tal situación reflexionamos aquellos que somos padres de solo pensar ver allí parados a nuestros hijos indefensos y resultar en manos de una crisis en donde los más afectados son ellos. Sinceramente mella el alma contemplar el sufrimiento de la futura generación venezolana.

La incertidumbre

Además de enfrentarse a la gran escasez de trabajo, es muy complicado llegar a un país sea cual sea y continuamente resistir las opiniones despectivas y prejuiciosas. Madres desamparadas y gestantes, tirando las manitos de sus hijitos exhaustos recorriendo largas distancias con lo poco que pudieron traer consigo, dejando recuerdos, familias, amigos y posesiones materiales. Resaltando otro de muchos casos, centenares de jóvenes con diferentes profesiones buscando nuevos horizontes arrostrando la difícil vida que les espera en medio de una diversidad de necesidades y objetivos, recorren pueblos, ciudades y fronteras por grandes carreteras soportando climas extremos. En ocasiones arriesgan su integridad, abordando grandes camiones de carga con destino incierto esperando encontrar lo propuesto.

 

El logro de pocos

“Después de la tormenta viene la calma”. Sometidos en trabajos inhumanos, desgastando su dignidad con salarios muy bajos sacan provecho aquellos que miran esta crisis con un punto de vista ventajoso. Es lógico que en su búsqueda de una estabilidad económica la frustración y decepción de los continuos rechazos los abrigan bastante, que a veces bajan los brazos. Retomando la reconocida frase al principio del párrafo, algunos de ellos logran establecer sus propios negocios con gran éxito y aportando más ideas en muchos espacios, por lo general su deliciosa manera de cocinar.

 

Una lección para nosotros

“Que mal la están pasando los venezolanos”; es el decir de los países vecinos sentados en un sofá o acostados en una cama mirando las noticias diarias del pueblo venezolano. Nos sentimos tan seguros en este confort sin imaginar que los gobiernos humanos son tan vulnerables, sin pensar que cualquiera de estos ilustres personajes dirigentes de un país, llegasen a tomar malas decisiones afectando de igual o de otra manera, el futuro de una nación.

 

“En la dificultad no sobrevive el más fuerte, sino el mejor preparado”

Anónimo.

 

Agradezco profundamente tu apoyo…No olvides calificar.

Disfruta de mis otros artículos.

SUSTOS DE LA VIDA (Sensaciones)

Pánico Insomnio

“CHISME” ¡Destruye más que las balas!

Cruda Realidad

¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

3.40 - 5 votos
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.
¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

CreandoPensamiento

1 comentario

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.