Salud

Vivo encerrada en mi habitación…



Vivo encerrada en mi habitación… - Salud

 

Para mi es normal pasar todo el día en mi cuarto. Salir a la calle es extraño; el sol, gente que no conozco, la calle. Puedo realizar mi vida normal en mi cuarto. Podría buscar páginas de lo que quiera sin que nadie me moleste.

Hablo con mis amigos, leo libros, pero a veces me aburro de no hacer algo más que me guste, además de hacer ejercicio.

Me gusta sentir la libertad y hacer lo que quiera, pero creo que es como un sueño frustrado.

Creo que por vivir en un lugar inadecuado vivo la vida así, el lugar donde vivo no es una metrópolis, no me siento agusta. Pero es extraño porque la gente de mi salón ven la vida divertida. A veces me canso de depender de alguien y que me traten como una niña, son condiciones, no es que yo quiera ser una niña y me importe tu mísera vida. Pero son cosas de padres o no sé que estilo de vida deba tener. Es limitante hasta las metras, cambiar toda tu persona o vida para ser de tu familia, de tus amigos o de tus “””””” padres”””””””””” solo porque vives inadecuadamente.

¿Nunca podré ser independiente por fin o será cuentos de mentira?

¿Será real?

 

¿Te ha gustado el artículo? ¡Valóralo!

4.60 - 5 votos
Cuanto más alta sea la valoración más visible será el artículo en portada.
¡Compártelo en las redes sociales!

Acerca del autor

Mariana Gómez Moreno

1 comentario

  • Si quieres la opinión de un desequilibrado, aquí está: Contrariamente a lo que pensamos, la consciencia no es la que dirige nuestra vida, sino que es testigo de ella. La función del alma consciente es narrar cada día una historia, como una novela; que empieza varios años antes de nacer, y termina al morir. Esa historia debe tener sentido, y combinar épica y lírica. La épica son las proezas y superación de dificultades, es el punto de vista del héroe; la lírica es la forma en que sufrimos o disfrutamos nuestros sueños, éxitos y fracasos. En una buena historia vital ambas deben estar presentes. Ahora bien, si eres hombre la épica debe ser el motor principal; si eres mujer, la lírica es más importante. En tu caso, necesitas que tu vida sea el relato de una historia amorosa y sentimental completa y llena de sentido. Esa historia además, debe dar propósito y complementar relatos épicos propios y de tus amantes.
    Cuando los escritores tropiezan con la falta de inspiración o la historia llega a un punto muerto, se olvidan de ella un tiempo y hacen otras cosas, como viajar o realizar otros proyectos; esos proyectos contendrán pistas que te ayudarán a retomar tu novela personal. Es necesario para ello aceptar un grado de incertidumbre y riesgo; aunque con buen juicio se puede limitar el daño que puedan hacernos. Tienes que ser como un pájaro; las aves no tienen miedo a que la rama donde se posan se rompa, porque su confianza no está puesta sobre esa rama sino en sus alas.

    El tarot puede ayudar, si das con un profesional honesto y preparado; y la psicoterapia y la gente mayor en los parques.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.